Vertidos de combustible al río Cares, en Niserias, como consecuencia del accidente de un cambión cisterna

El mejor coto del Cares, en alerta

Los primeros calculos apuntan a que se han vertido 30.000 litros de combustible. La mancha baja a gran velocidad por el cauce


Redacción

El accidente del camión cisterna cargado de combustible en Niserias ha puesto en alerta al río Cares, en plena temporada de pesca del salmón. Los primeros cálculos apuntan a que se han podido verter más de 30.000 litros de combustible. Las manchas ya son más que evidente en el cauce y el gran caudal de estos días las está deslizando a gran velocidad. De hecho, el lugar más afectado, justo en las inmediaciones del siniestro, es el coto de Niserias, uno de los más codiciados de todo el Cares. Pero las imágenes que acompañan a esta información se tomaron en el semicoto de El Seu, kilómetros más abajo.

Pescadores consultados por La Voz de Asturias explican que el coto de Niserias es muy demandado, de los primeros que se cogen. Argumentan que el caudal en los últimos años está más bajo y que los salmones no remontan la presa, así que se quedan en esa zona y los cotos que están en la parte más alto apenas tienen ejemplares y no se registran capturas. La mancha afecta ya al coto de Niserias y de Rubena, además del de Seu.

Además de los efectivos del Servicio de Emergencias (SEPA) que están tratando de contener el vertido y de la vigilancia aérea con un helicóptero, los guardas también están sobre el terreno, comprobando si hay peces muertos. Fuentes consultadas señalan que ya están apareciendo algunos reos y truchas.

 

Valora este artículo

5 votos
Etiquetas
Comentarios