Retos solidarios en las cuencas

Los nombres de la solidaridad en las cuencas

Los deportistas Fran Linares y Héctor Moro recaudan fondos para causas solidarias con dos curiosas iniciativas


Redacción

Hay gente inquieta, gente solidaria, gente deportista, gente con un corazón que apenas le cabe en el pecho y gente en la que confluyen todas las particularidades anteriores y se convierten, sin quererlo, en ejemplos. Fran Linares y Héctor Moro (o viceversa), vecinos ambos del valle del Nalón, son dos de esas personas que pueden dejar boquiabierto y ojiplático a cualquiera a quien cuenten sus retos solidarios para este 2017, unos retos que, aunque no tienen nada que ver el de uno con el del otro, tienen un objetivo común, recaudar fondos que contribuyan a buenas causas como es la lucha contra el cáncer, contra la fibrosis quística, la investigación de enfermedades poco frecuentes o para causas sociales.

Sus iniciativas, hacer los 800 kilómetros del Camino de Santiago del Norte volteando una rueda de tractor en 16 días y medio ó correr 24 maratones sub tres horas este año, que suponen lo mismo que recorrer la península de norte a sur aunque casi casi sin moverse del sitio, puesto que 18 de esos maratones se hacen en una cinta de gimnasio. Y si esto ya dice mucho de su bondad, más dicen aún los buenos deseos que tienen el uno para el otro, lejos de piquillas. De hecho, aunque cada uno plantea sus retos solidarios de forma independiente, no dudan en ofrecerse ayuda y apoyar el uno la causa del otro.

No falta el reconocimiento entre ellos por las iniciativas que uno y otro tratan de sacar adelante. Héctor Moro pone de manifiesto lo difícil que es plantear retos «que llamen la atención de la gente», retos que lleguen y muevan conciencias para tratar de lograr unos fondos que ayuden a combatir «lacras» como el cáncer, una enfermedad que sí tiene en contra a estos dos deportistas que no están dispuestos a darle tregua mientras tengan una idea que pueda aportar fondos a su investigación. Así, Héctor Moro señala que tienen su apoyo todas las iniciativas «mientras sean lícitas y transparentes».

Y así considera la que impulsa Fran Linares, ya que no duda en ponerse la camiseta de Re-Vuélcate 2017 para correr alguna de sus maratones con el objetivo de promocionar la iniciativa porque «mi fin real es que se recaude dinero contra todas esas enfermedades», ha apostillado Héctor Moro, que en los trece maratones sub tres horas que ya ha completado ha conseguido 12.074 euros que ha repartido entre la Asociación Galbán contra el cáncer infantil (4.752 euros); la Asociación Asturiana contra la Fibrosis Quística (2.307 euros); la Fundación Josep Carreras contra la leucemia (4.000 euros); la familia de Enol Suárez, un niño con distrofia muscular (714 euros); y la Asociación de Enfermos Neuromusculares (301 euros). De todo lo recaudado e ingresado a favor de los diferentes colectivos deja constancia a través de los justificantes bancarios que hace públicos a través de su blog y de las redes sociales.

«Es asombroso el esfuerzo que hace Héctor, y no sólo en lo físico porque puede haber gente muy preparada para hacer maratones, sino en molestarse y organizar cosas nuevas, por lo que puede contar conmigo para lo que quiera». Estas son las palabras hacia Héctor Moro pronunciadas con «orgullo» por Fran Linares, quien se muestra confiado en que más pronto que tarde sacarán adelante una iniciativa común «porque se lo debemos a una persona especial», ha comentado Linares.

Más de un millar de personas implicadas en Re-Vuélcate 2017

Por lo pronto, cada uno está centrado en su reto solidario para este año. Fran Linares, junto con Quique Cordero, otro de los impulsores, se encuentra en estos días ultimando la organización de Re-Vuélcate 2017, un proyecto que comenzará en Irún el próximo 6 de julio y que consistirá en hacer el Camino de Santiago por el norte dando vuelcos de campana a una rueda de tractor cuyo peso ronda los cien kilos. De hacerla cruzar las cuatro comunidades autónomas (País Vasco, Cantabria, Asturias y Galicia) para llegar el día 25 de julio a Santiago de Compostela se encargarán 57 personas que harán turnos tanto de día como de noche para que la rueda nunca pare. No obstante, el promotor de la iniciativa comentaba el viernes durante la presentación del reto en el Ayuntamiento de San Martín del Rey Aurelio que ya eran más de un millar las personas implicadas en él durante todo el recorrido. Además de instituciones, asociaciones, grupos deportivos y patrocinadores, se han sumado a la organización de este reto personalidades del mundo de la política, como el presidente de Cantabria Miguel Ángel Revilla; deportistas y clubes, como el Atlético de Bilbao; y ciudadanos a título individual. Todos ellos tienen por objetivo lograr la mayor recaudación solidaria, que se destinará a financiar proyectos de investigación del Instituto Universitario Oncológico del Principado de Asturias (IUOPA), así como de la Fundación Española de Fibrosis Quística.

Tal y como está organizado el trayecto, de recorrer dos kilómetros a la hora dando vuelcos a la rueda, se pasará por las principales ciudades por las que transcurre el Camino de Santiago «a unas buenas horas», ha concretado Fran Linares, con el objetivo de implicar al mayor número de gente posible. Por tanto, la rueda de tractor solidaria de Linares Gym pasará, por ejemplo, a las doce del mediodía por la playa de La Concha, mientras que por Oviedo pasará el domingo 16 a las seis de la tarde. En las principales localidades está previsto que se den importantes recibimientos y que bandas de gaitas, colectivos motoristas o grupos a caballo escolten la rueda. Para el recibimiento de la rueda en Santiago de Compostela, está previsto que se floten autobuses desde diferentes puntos de Asturias.

Fran Linares manifiesta que no se plantea un objetivo en cuanto a la cifra de donaciones porque «si se consigue un euros, es un euro que no había para investigación, y ya habrá merecido la pena». No obstante, no duda es demandar todo el apoyo posible y patrocinadores que contribuyan a que esta iniciativa logre la mayor recaudación posible.

La distancia de punta a punta de la Península en 24 maratones

El reto que se ha planteado Héctor Moro para este 2017 no es menos sorprendente, y lanza la siguiente pregunta: «¿en alguna ocasión os habéis preguntado si es posible recorrer la distancia equivalente a cruzar la Península de punta a punta sin moverse del sitio…?». Pues Héctor Moro cree que sí y ya ha superado la mitad de su iniciativa, consistente en completar 24 maratones (42,195 kilómetros cada uno) sub 3 horas. De ellos ya ha realizado 13 y este domingo completará otro en Gijón. Lo complicado de este reto además de la cantidad de kilómetros que pondrá Héctor a sus piernas es que 18 de esos maratones serán sobre una cinta de gimnasio.

«Hay que estrujarse mucho el cerebro, porque cada vez es más difícil encontrar retos que llamen la atención de la gente», comenta este deportista, que además del esfuerzo físico y mental que hace para lograr fondos para diferentes causas, asume los gastos que se derivan de llevar a cabo sus iniciativas porque «yo nunca pido para mí, pido para las causas» y todo lo que le aportan los patrocinadores que le vienen apoyando hasta ahora lo incluye como recaudación para ellas. No obstante, admite que un sponsor potente le sería de ayuda para poner en marcha otras ideas que asegura ya le rondan la cabeza. Y es que aunque en ocasiones trata de autoconvencerse y comenta que tiene que levantar el pie y exigirse menos, después su voluntad y ánimo por ayudar a combatir enfermedades que hoy en día acechan fuertemente, le hacen volver a implicarse y comprometerse consigo mismo y con la sociedad.

Valora este artículo

5 votos
Etiquetas
Camino de Santiago Cuenca del Nalón País Vasco Santiago ciudad San Martín del Rey Aurelio Miguel Ángel Revilla Oviedo
Comentarios