El comisario para la reestructuración del Museo de Covadonga y ex abad del Real Sitio, Juan José Tuñón, ha puesto en valor la utilidad de la lengua asturiana para expresar sentimientos religiosos y ha destacado como a lo largo de la historia este idioma ha sido utilizado para tal fin.

Tuñón ha participado este miércoles junto a la directora general de Patrimonio Cultural, Otilia Requejo, y el director general de Planificación Llingüística y Normalización, Fernando Padilla, en la presentación del libro «Covadonga na poesía bable», publicado por la Consejería en el marco del programa Covadonga centenarios 2018.

El libro es una reedición de la obra publicada en 1976 por Amigos del Bable y donde se recogen los poemas recitados un año antes durante la «Andecha de poesía en bable», celebrada en el Teatro Campoamor. La obra tiene una edición no venal de 300 ejemplares que se repartirán entre centros escolares y que también se donarán a la Iglesia.

En ese sentido, el ex abad ha indicado que Covadonga supone un «punto de unión importante» para todos los asturianos y que la reedición de esta obra «pone de manifiesto los sentimientos populares de devoción a la Santina». «Es un regalo para los que nos interesa Covadonga y la cultura asturiana», ha destacado.

Además, Tuñón ha querido recordar que el asturiano ha sido durante mucho tiempo usado para expresar sentimientos religiosos, para lo que ha recordado a autores como el clérigo candasín Antón de Marirreguera --el primer autor en asturiano de nombre conocido--, la publicación del primer catecismo en asturiano en 1916 o el uso de esta lengua en las celebraciones a Santo Tomás por el Seminario Metropolitano de Oviedo en 1901.

Éxito de público

Por otro lado, el director general de Planificación Llingüística y Normalización del Gobierno de Asturias, Fernando Padilla, a preguntas de los medios, ha destacado la buena acogida de los actos en lengua asturiana durante la celebración de los Centenarios de Covadonga.

Así, ha recordado que el Principado tenía claro «que nuestra lengua tenía que tener una participación» y ha recordado que más de 5.000 personas pasaron por la exposición «Voces. La llingua asturiana al traviés de los sieglos», celebrada en el Museo Arqueológico.

Esta muestra, donde se hace un repaso de la relación entre la sociedad asturiana y la lengua propia a lo largo de la historia, comenzó en septiembre y tenía previsto finalizar en octubre, pero el interés generado hizo que desde la Consejería de Educación y Cultura decidieran prolongar su estancia en el Arqueológico hasta diciembre.

En conjunto, pasaron por «Voces» más de 5.000 personas, por lo que Padilla ha esperado que el libro «Covadonga na poesía en bable» «tenga tan buena acogida» como la exposición; según recogió Europa Press.

Comentarios

El asturiano, la lengua para hablar con dios