El secesionismo de Bertín

.

Viva el sur, viva el sur y viva el sur. La tele es una copla maravillosa, un cante jondo, tan jondo que cada vez que enciendo a Bertín se me pone un calorsito que no se puede aguantar. Me entra una alegría que me corre por las venas con la fuerza de un ciclón. Soy un potro desbocao que no sabe dónde va. Bertín saca de mí todo el sol que no me entra a diario por la ventana, chiquilla, me pongo colorá; de repente me acuerdo de Cai, de la madrugá, mi Cai, y ya to me da igual. Qué arte tiene el jodío, que no sé lo que me da. Es verlo salir en su casa y me pongo a haser pucheros, me remango y venga a cantar por bulerías, me jarto de reír y de llorar, y entonces me siento tan del sur que por momentos tengo miedo. No vaya a ser, digo yo, que de tanto verlo me entre un calentón, esta furia gitana mía, y me quiera hacer del sur, de este sur tan separado del norte. Olé Bertín y su independencia, qué guasa, y qué cantidad de gente famosa para entrevistar hay en Andalucía por Dios. Que es que no puede haber más. Venga esas palmas: Manu Carrasco, Alejandro Sanz, Antonio Banderas, Bisbal, Lolita Flores, El Cordobés, Fran Rivera, Antonio Carmona, Pablo Alborán, Las Azúcar Moreno, Antonio Orozco, Paz Vega, Rosa López, Paz Padilla, Chiquito, Juan y Medio, Niña Pastori, Malú, Los del Río… Macarena, ahh. Ole, ole y ole, Bertín. ¿Quién ha perdido el norte? Viva el sur.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

El secesionismo de Bertín