Sabrina cumple treinta años


En una noche como esta, pero de hace treinta años, la cantante Sabrina importó de Italia el célebre descuido de su escote durante el especial de Fin de Año de Televisión Española. Parece ahora la prehistoria de la televisión. Sin embargo, hoy media España estará pendiente de las transparencias y las promesas voluptuosas del vestido de una señora. En algunos aspectos, el progreso catódico no ha sido demasiado desde los tiempos del destape ibérico. El traje de Cristina Pedroche será durante un rato el tema de conversación, ya cansino, de muchas reuniones. En algunas, habrá más despelleje a cuenta de la vestimenta que en las cocinas de MasterChef Junior cuando los niños despluman aves y desuellan conejos.

Desde lo de Sabrina hasta hoy, por el televisor ha pasado de todo, incluida gente con poca ropa, mujeres en su mayor parte. Y aún así un escueto vestido se ha convertido en la excusa argumental que ha permitido catapultar la audiencia de Antena 3 en una de las retransmisiones con el desenlace más previsible de toda la programación. Aunque la tradición familiar suele dirigir la mayor parte de los mandos de España hacia el clasicismo formal de TVE, la tentación del zapeo para ver el modelito volverá a ser poderosa.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Sabrina cumple treinta años