Un año por delante


Ayer se cumplieron tres años de la celebración de las últimas elecciones municipales y autonómicas y mañana quedarán 365 días para que tengan lugar las siguientes. Esta semana Rajoy consiguió aprobar sus presupuestos, aunque no todo han sido buenas noticias para su partido al conocerse la sentencia del juicio central de la Gurtel y de la detención de Eduardo Zaplana. Ahora empieza una precampaña un tanto larga, en la que empezarán a sonar nombres para encabezar las candidaturas.

La cuestión está en saber si finalmente las encuestas están en lo cierto o no. Por una parte parece que aunque el PP ha visto en Ciudadanos un enemigo electoral claro, todavía tiene un suelo estable que le permitiría ganar las elecciones pese a todos los escándalos a los que se enfrenta. Albert Rivera sueña con ganarse un voto sentimental, a través de una nueva plataforma, con el único discurso de que no ve más que españoles a su alrededor. La izquierda está, según los pronósticos, por detrás de PP y Ciudadanos, tema preocupante para quienes apostamos por gobiernos progresistas. Hay que tener la mente en que costó mucho tiempo y esfuerzo recuperar alcaldías como la de Madrid y Oviedo. No sumar mayoría absoluta sería un traspiés, porque un mandato sabe a poco para poder desarrollar cualquier proyecto político. Queda saber qué opinan los inscritos de Podemos con el futuro de Pablo Iglesias e Irene Montero para cerrar una semana intensa en la actualidad política.

En el año que queda por delante veremos todo. Por una parte en un abrir y cerrar de ojos observaremos que el tiempo ha pasado muy deprisa, pero ojo a los cambios de tendencias, que 365 días son muy largos y puede haber muchos cambios y más en los tiempos que nos tocan vivir, donde los bandazos de posicionamientos están más que al orden del día, empezando por el propio electorado al que te sometes en las urnas.

Valora este artículo

3 votos
Comentarios

Un año por delante