La luz vuelve hoy a precios de récord

La electricidad alcanza la tercera cotización más alta del año y sube un 16 % de un día para otro


redacción / la voz

La sequía amenaza también con dejar vacíos los bolsillos de los hogares gallegos, cuya economía doméstica experimentará una fuerte sacudida cuando les llegue la factura de la luz con el consumo correspondiente a este mes. ¿Que qué tiene que ver la sequía con el recibo? Mucho. Como no llueve, no hay agua suficiente en los embalses para que las centrales hidroeléctricas generen electricidad suficiente. Y si hay poca hidráulica en el sistema de generación, el precio de la energía se encarece, a lo que contribuye también la carestía de viento (y, por tanto de eólica), el aumento de la demanda por la ola de frío...

Enero todavía no ha acabado, pero el recibo será como mínimo un 28 % más caro con respecto al mismo período del 2016, según cálculos realizados por la Axencia Provincial da Enerxía de A Coruña.

Lo peor es que el dato de subida del recibo de la luz aún puede ir a peor porque el mercado mayorista de electricidad, en el que cada día se compra y vende la energía que producen las centrales de generación de todo el país, vuelve hoy a precios de récord. Después del respiro concedido durante el fin de semana -algo ya habitual porque los sábados y domingos hay escasa actividad industrial y, por tanto, menos demanda-, el megavatio hora producido se cotiza hoy a un precio medio de 83,85 euros, un 16 % más que ayer. Es el tercero más alto del mes, después de los registrados el viernes 20 (88) y el jueves (85,79). 

La hora más cara: las 21

Por decisión del Gobierno, este mercado tan volátil condiciona un tercio de la factura de la luz de los consumidores. Marca costes diferentes en cada hora del día y los más altos se registran en los momentos de mayor demanda (a primera hora y a última de la tarde). La hora más cara de hoy serán las nueve de la noche, con 97,67 euros el megavatio hora. Las más baratas, las cuatro y cinco de la madrugada, con 60 euros.

Durante los 23 primeros días de enero, el coste medio de la electricidad en el mercado mayorista fue de 69,7 euros el megavatio hora, mientras que durante el mismo período del 2016, de 34,6. O sea, que la electricidad se disparó en el mercado un 100 %, aunque el impacto sobre la factura de un consumidor medio roza el 30 % de incremento. Además, en lo que va de mes, el megavatio hora producido se ha encarecido un 64 %.

Los precios que está registrando el mercado son los más elevados desde diciembre del 2013 y están desatando una fuerte tormenta social, política y judicial.

¿Qué está ocurriendo? Que las tecnologías más baratas, como las centrales hidráulicas y los parques eólicos, están generando menos energía por las condiciones meteorológicas. Para suplir esa falta de energía renovable, están vendiendo más electricidad las centrales de carbón y de ciclo combinado. Estas últimas utilizan como combustible el gas natural que, curiosamente, se ha puesto por las nubes. Otro ¿por qué? Porque Argelia, principal abastecedor del sur de Europa (España y Francia, especialmente), ha reducido sus exportaciones de gas por unos problemas técnicos en varias de sus plantas. Entonces, los operadores han tenido que recurrir a mercados más caros para comprar el gas que ya sabían que iban a precisar, tanto para las centrales de ciclo combinado, como para los hogares, debido a la ola de frío. 

Investigación judicial

Pero la Fiscalía de lo Civil del Tribunal Supremo quiere saber si hay algo más que explique estos incrementos, es decir, si las empresas han intervenido de alguna manera para subir los precios. Las eléctricas lo niegan de plano y explican que se han conjurado muchos factores para conformar la tormenta perfecta.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

La luz vuelve hoy a precios de récord