Las patronales del Noroeste reclaman que el Corredor Atlántico incluya los puertos del Cantábrico

La plataforma, que incluye a las cámaras de comercio, insta también a «una planificación ordenada» de las vías de ancho internacional que no «aísle» a la periferia


Redacción

Las organizaciones patronales de Asturias, Galicia, León y Cantabria, junto a las cámaras de comercio de Oviedo, Gijón, Avilés, Léon, Astorga y el Consello Galego de Cámaras, han constituido una plataforma para reclamar un impulso del Corredor Atlántico que incluya a conexiones ferroviarias de los puertos del cantábrico. Además, la plataforma ha exigido que «la migración del ancho de vía ibérico al ancho estándar europeo se realice según una planificación ordenada, que comprenda el conjunto de la Red Ferroviaria de Interés General y que no aísle a las regiones periféricas del Noroeste ibérico del tráfico internacional». No se trata de un asunto menor toda vez que los presupuestos generales del Estado, en virtud del acuerdo alcanzado entre PP y Foro Asturias, han incluido un cambio en el diseño del proyecto de la Variante de Pajares para cambiar su trazado de ancho ibérico a internacional, lo que supone que la infraestructura sólo pueda acoger la circulación de pasajeros relegando las mercancías a la antigua rampa decimonónica del puerto.

A través de un comunicado, la plataforma ha destacado que es preciso que las administraciones europeas, españolas y autonómicas presten «reconocimiento de la dimensión marítima del Corredor Atlántico», además señalaron que las regiones que agrupan representan alrededor del 10% de la población y el PIB del país y que su proyecto pretende conectar con un área europea en la que «habitan 80 millones de personas (el 25% de la zona Euro), con 12 aglomeraciones urbanas con más de 1 millón de habitantes, concentra el 30-40% del PIB de la zona Euro» y en la que se ubican 60 puertos marítimos con un tráfico «que supera los 650 millones de toneladas anuales». En este sentido destacan el área atlántica absorbe el 50% del tráfico de las mercancías entre la península ibérica y el resto de Europa, «pero con un gran desequilibrio modal y grandes problemas  de congestión y cuellos de botella en la frontera con Francia, ya que solo el 1% del tráfico se hace por ferrocarril, el 16% por mar y el 83% por carretera». En su nota señalan que el actual proyecto se «discrimina y aísla al noroeste».

El pasado mes de marzo, los gobierno autonómicos de la cornisa cantábrica coincidieron en apostar por el desarrollado de la modernización de la vía ferroviaria del norte para la conexión de todos los puertos así como incluir esta infraestructura en el proyecto europeo del Arco Atlántico. El proyecto del Transcantábrico, que estaba incluido en el Plan de Infraestructuras del Principado como alternativa (con una inversión mucho menor y también menor impacto ambiental) al AVE del Cantábrico, recibió a comienzos de año el impulso del presidente gallego, Alberto Núñez Feijoó quien trasladó su interés a Ministerio de Fomento. El tren transcantábrico propone ampliar la longitud máxima de los trenes de mercancías, para poder alcanzar los 550 metros en trenes de longitud básica y 750 metros de longitud especial. El corredor enlazaría los puertos de la Cornisa. En cuanto a los pasajeros, la velocidad se ampliaría a 120 Km/h para mejorar los tiempos de viaje a recorridos de corta y media distancia. El estudio sostiene que velocidades superiores a 150 km/h exigen un nuevo trazado. El corredor conectará los puertos de Ferrol, San Cibrao, Avilés, Gijón, Santander, Bilbao y Pasajes. En total transportan alrededor del 20% de los tráficos del sistema portuario español. El tráfico total de mercancía en Feve por el corredor, incluyendo los de dentro de cada comunidad suman 2,6 millones de toneladas. El tráfico con origen Asturias supone el 60% del total mientras que el tráfico con destino Asturias es el 50%. La razón se encuentra en los elevados tráficos interregionales en el Principado, muy ligados al transporte de carbón a centrales térmicas. Es decir, se mueven por el corredor del orden de 800.000 toneladas de mercancías entre Galicia, Asturias, Cantabria y País Vasco.

El pasado mes de febrero, la consejera de Infraestructuras de Asturias, Belén Fernández, también emplazó al Ejecutivo central a respaldar la inclusión de este proyecto en el Arco Atlántico como un modo de optar a recibir fondos de financiación europeos; y afirmó que «si a este corredor ferroviario se le une el corredor ferro-marítimo Madrid-Gijón-Nantes-París, multimodal y apoyado en la autopista del mar Gijón-Nantes, colocaríamos a Asturias en una posición de confluencia privilegiada de corredores europeos, superando nuestra condición periférica actual».

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

Las patronales del Noroeste reclaman que el Corredor Atlántico incluya los puertos del Cantábrico