¿Usted quiere vender en China? Llame a Correos

El operador de servicio postal se ha hecho socio del gigante Alibaba, que aglutina en torno al 70 % del mercado en línea en el país asiático


¿Quiere usted vender en China y no sabe cómo? ¿Ha pensado en hacerlo a través de una plataforma on-line porque sabe que ahí el número de compradores supera los mil millones -no hay una estadística demasiado definida- y el gasto medio por persona se eleva a los 1.000 dólares anuales? 

Correos se ha hecho socio del gigante Alibaba, que aglutina en torno al 70 % del mercado en línea en el país asiático, y ha abierto una tienda en Tmall Global. Aparece así una nueva puerta de entrada para aquellas empresas que no quieren perder el reparto de un pastel de más de 1.400 millones de consumidores. El negocio ya ha comenzado, y Galicia se ha subido a este tren. Enrique Sánchez Pérez, director de Correos Internacional, confirmó en unas jornadas del Instituto de Empresa (IE) que ya hay cinco sociedades que han decidido participar en este proyecto y abrirse camino -o están a punto de hacerlo- en Oriente. Pertenecen al sector del vino (Marqués de Griñón), del aceite y de la moda. «Galicia -anunció- es uno de nuestros puntos fuertes. Hay mucho fabricante de moda y estamos iniciando negociaciones con algunas compañías». Si antes del verano se consiguen cerrar los acuerdos, en septiembre podrían estar operando en Tmall Global. Si se tarda un poco más, sería después de Navidad.

Pactar y llegar a acuerdos con los chinos es en general complicado. Explica Sánchez que para ellos la confianza lo es todo. Un occidental entiende que lo importante es lo que ponga en un papel, en un contrato firmado. Para los chinos, no. Antes de llegar a ese documento hay todo un proceso en el que se fijan los acuerdos.

Los exportadores tienen básicamente tres soluciones para desembarcar en el mercado chino:

  1. Montar allí una empresa, lo que acarrea una multitud de inconvenientes como buscar un socio chino (es obligatorio) o entender que la repatriación del dinero no es evidente (tiene impuestos, barreras, etcétera).
  2. Abrir una tienda propia en la plataforma Tmall Global.
  3. Contactar con Correos.

¿Y después de China cuál será el objetivo de la empresa pública de logística? «Soy de los que cree -dice Sánchez- que el siguiente gigante es la India. Estamos trabajando mucho en Estados Unidos y exploramos América Latina para ver qué opciones hay».

La historia demuestra que nada (o casi nada) está inventado. En poder del directivo hay un contrato firmado de Isabel II -conocida como la reina Castiza o la de los tristes destinos- para el tráfico postal con el Reino Unido (si alguien tiene interés en verlo se encuentra en el museo postal). Sin embargo los tiempos obligan a la transformación de las empresas, y en esta pública se ha dado una nueva vuelta de tuerca. Ahora, además de hacer llegar cartas y hacer negocios con los chinos, también alquila trasteros, aulas de formación y, lo que es más interesante, captura información a través de sus 20.000 carteros, lo que le permitirá entrar en el sutil negocio de las bases de datos, en donde muy probablemente puedan estar su nombre y el mío.

Valora este artículo

0 votos
Tags
Comentarios

¿Usted quiere vender en China? Llame a Correos