Zara entra en la guerra del envío exprés

Ofrece entregas en el mismo día en cuatro grandes capitales, entre ellas Madrid, y en menos de 24 horas en el resto de España

.

Aunque llegó tarde al comercio on-line, Inditex no está dispuesta a ceder ni un metro del terreno conquistado en estos años. Por eso, siguiendo la estela de otros gigantes de la distribución, como Amazon o El Corte Inglés, Zara oferta desde la semana pasada varias soluciones de envío exprés para los compradores más impacientes.

La más rápida, pero de momento limitada, es la entrega en el mismo día, que por ahora solo está disponible en cuatro grandes capitales (Madrid, París, Londres y Shanghái) en donde se podrán recibir los pedidos antes de que acabe la jornada. Las condiciones, eso sí, difieren según las ciudades. Así, en el caso de Madrid este envío de máxima prioridad solo está disponible de lunes a viernes, mientras que en Francia y el Reino Unido se extiende al sábado. El coste tampoco es el mismo, puesto que en Madrid la urgencia solo le supondrá al comprador un sobrecoste de 5,95 euros en la factura, mientras que en París serán 9,95 y en Londres, otro tanto, pero en libras (más de 11 euros al cambio). Sin embargo, en Shanghái el envío en el mismo día se oferta de forma gratuita, aunque solo para los pedidos realizados antes del mediodía.

De momento, este es un servicio experimental, que no se sabe si llegará (y, si lo hace, cuándo) a otras ciudades o a otras cadenas del grupo, ya que desde Inditex remarcan que cada una es independiente a la hora de fijar su política comercial y de reparto. Pero no es la única novedad logística de Zara, que también ha lanzado la entrega al día siguiente, que en este caso sí está disponible en toda España. Las compras realizadas antes de las nueve de la noche llegarán en menos de 24 horas al domicilio del comprador, con un coste de 3,95 euros salvo que el pedido supere los 30 euros, en cuyo caso la entrega exprés será gratuita. De hecho, el envío al día siguiente (plazo que se amplía para las compras en fin de semana o las realizadas desde Baleares, Ceuta, Melilla y «zonas remotas») es ya el único método de envío que ofrece Zara a los clientes que opten por recibir el pedido en casa (y no vivan en Madrid). Se mantiene la opción de recogida en tienda en dos o tres días laborables, sin coste sea cual sea el importe.

La oferta de la competencia

La entrega en el mismo día llega a Zara casi tres años después de que Amazon lo lanzara en España. El gigante estadounidense oferta actualmente este servicio en la mayoría de los municipios madrileños y en la ciudad de Barcelona, aunque el coste es más elevado que en Inditex, ya que se cobran 9,99 por envío (6,99 si es cliente prime). El Corte Inglés ofrece una cobertura más amplia, ya que su servicio de entrega en dos horas (7,9 euros) está disponible en 54 ciudades, entre ellas A Coruña, Santiago y Vigo, aunque no para todos los productos.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Zara entra en la guerra del envío exprés