La Corriente Sindical de Izquierdas sigue siendo dueña de sus siglas

Los tribunales deniegan por segunda ocasión a la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI-F) sus pretensiones como propietaria de la «marca»

Logo de la Corriente Sindical de Izquierda
Logo de la Corriente Sindical de Izquierda

La Corriente Sindical de Izquierda (CSI) es plenamente propietaria de sus siglas. Así lo ha reafirmado una sentencia de la Audiencia Provincial de Asturias que supone un nuevo revés judicial contra las pretensiones de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI-F), que demandó al sindicato de izquierdas por el uso de unas siglas que consideraba como «marca» propia. La Audiencia desestima el recurso interpuesto por los denunciantes ante una sentencia previa del Juzgado de lo Mercantil número 3 de Gijón que rechazó el pasado noviembre la demanda de la CSI-F contra CSI por «violación de la marca». En ella se pedía la prohibición del uso de las siglas, la destrucción de todo el material que las ostentase y una indemnización por daños y perjuicios, entre otras medidas.

En un comunicado emitido con ocasión de la sentencia, la CSI habla de «monumental batacazo» del «sindicalismo amarillo y burocrático de CSIF» y subraya que ambas sentencias dan por acreditado que las siglas CSI corresponden a la entidad fundada en 1982 bajo denominación de Asociación Sindical Corriente de Izquierda, que pasó a denominarse en 1984 Corriente Sindical de Izquierda. Según el comunicado de la CSI, «los funcionarios franquistas, una vez desaparecido el sindicato vertical en el que habían estado muy a gusto, fundaron en 1978 un sindicato llamado CSIF que pasó a denominarse CSI-F en el año 2000, registrando esta denominación como marca comercial en 2009».

Para CSI, la demanda revela una «guerra sucia» contra su organización y la existencia de «una suculenta forma de negocio que les permite, además de permanecer alejados de sus puestos de trabajo, dedicar importantes recursos económicos a este tipo de estrategias».

Valora este artículo

7 votos
Comentarios

La Corriente Sindical de Izquierdas sigue siendo dueña de sus siglas