El Gobierno aprobará un decreto para impedir el cierre de las térmicas

Iberdrola anunció la semana pasada su intención de acabar con todas las plantas en las que se quema carbón

Central térmica de Lada
Central térmica de Lada

Oviedo

La delegada del Gobierno en Castilla y León, María José Salgueiro, ha asegurado que el Gobierno sacará adelante el real decreto que está elaborando para impedir el cierre de las centrales térmicas, a pesar de la falta de consenso con los grupos de la oposición en el Congreso de los Diputados.

Salgueiro en Dueñas (Palencia) ha respondido así a la solicitud de Iberdrola al Ministerio de Energía en la que pediía autorización para cerrar las centrales térmicas de Velilla del Río Carrión (Palencia) y Lada (Asturias). Salgueiro ha explicado que el Gobierno «escuchará» a los representantes de los ayuntamientos, de la Diputación Provincial de Palencia y de la Junta de Castilla y León que piden que no se autorice este cierre. «Estoy segura de que se les va a escuchar. No podría ser de otro modo», ha afirmado Salgueiro en Dueñas (Palencia), durante la presentación del operativo de vialidad invernal previsto en Castilla y León.

Al respecto ha recordado que hace unos días el ministro de Energía, Álvaro Nadal, anunció en León que el Gobierno quiere sacar adelante un real decreto consensuado con el resto de grupos para evitar el cierre de las centrales térmicas. Se trata de un texto en el que se sigue trabajando porque, según Salgueiro, «el Gobierno a efectos del consenso no tira nunca la toalla». Si bien, ha puntualizado que ese consenso parece «difícil» después de que Unidos Podemos presentara una moción en el Congreso que han apoyado el PSOE y Ciudadanos, entre otros, y que según el PP aboca al cierre a las centrales térmicas.

En este sentido Salgueiro ha precisado que, en el supuesto de que no se llegue a ningún acuerdo sobre ese Real Decreto y no se logre el consenso, «el Ministerio de Energía lo va a sacar por su cuenta», en línea con el criterio de Ministerio de mantener el carbón dentro del mix energético.

El cierre de la térmica de Lada: la cuenca encaja otro varapalo

Carmen Liedo
Central térmica de Lada
Central térmica de Lada

Políticos y sindicatos rechazan una decisión que califican de «nefasta noticia». Advierten de las consecuencias que tendrá para el empleo, tanto directo como indirecto

Como un jarro de agua fría caía este viernes el anuncio de que Iberdrola ha solicitado al Ministerio de Energía permiso para cerrar la central térmica de Lada, una planta que empezó a funcionar a finales de la década de los cuarenta al lado del río Nalón. La noticia, que ha sido calificada entre «muy mala» y «nefasta» por partidos políticos y organizaciones sindicales, ha generado el rechazo de unos y otros, que han advertido en declaraciones o a través de comunicados de las consecuencias que tendrá para el empleo, tanto directo como indirecto, el desmantelamiento de la planta pese a que Iberdrola haya señalado que recolocará a los 90 trabajadores que tiene la misma. Sin embargo, en lo que hacen hincapié desde los sindicatos es en el «mazazo» que supondrá para las cuencas este nuevo cierre cuando estos territorios no tienen previstas actividades alternativas generadoras de empleo estable. Mientras tanto, la Federación Socialista Asturiana y el Partido Popular mantienen posiciones enfrentadas sobre de quien es responsabilidad el cierre de las centrales de carbón, y si bien la diputada popular en la Junta General del Principado, Gloria García, responsabilizaba de ello a los partidos de la izquierda por apoyar la iniciativa en el Congreso y criticaba la postura del secretario general de la FSA, por su parte Adrián Barbón advertía que lo que ha hecho el PP hasta ahora ha sido «jugar al despiste y mezclar conceptos» con el objetivo de «generar polémica porque ya sabían lo que se venía encima». 

Seguir leyendo

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

El Gobierno aprobará un decreto para impedir el cierre de las térmicas