Román Escolano: un gestor poco mediático para bregar con Bruselas

Se encargará de defender los Presupuestos ante la Comisión Europea y de negociar asuntos tan peliagudos como la senda del déficit


redacción / la voz

Román Escolano (Zaragoza, 1965) conoce bien los entresijos del Gobierno. Y también los de las instituciones europeas. No es la primera vez que nada en esas aguas. Por eso, precisamente, lo ha escogido Rajoy. Porque Escolano será, entre otras cosas, la persona encargada de defender, por ejemplo, los Presupuestos (o la falta de ellos) ante la Comisión Europea. O de negociar asuntos tan peliagudos como la senda del déficit (está previsto que España baje del sacrosanto 3 % que recoge el Pacto de Estabilidad este año), materia esta que tantos quebraderos de cabeza nos ha dado en el pasado. Es su experiencia en Bruselas, dicen, lo que más ha pesado en la decisión de Rajoy.

Licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales por la Universidad Autónoma de Madrid y con estudios de alta dirección de empresas en el IESE, se alzó con el número uno en su promoción de ingreso en el Cuerpo Superior de Técnicos Comerciales y Economistas del Estado. Y en 1989 entró a formar parte de la Secretaría de Estado para las Comunidades Europeas. Hasta 1992. Después se trasladó a la Embajada de Tailandia como director de la oficina comercial. Allí estuvo hasta 1997. Poco después, ya en 1998, Aznar lo rescató para trabajar a las órdenes de Javier Arenas, por aquel entonces ministro de Trabajo. Y luego lo convirtió en su asesor económico. Director del Departamento de Economía del Gabinete del Presidente era el cargo. Lo ocupó durante toda la legislatura, desde el 2000 hasta el 2004.

La victoria de Zapatero lo llevó al sector privado. De esa etapa profesional del ahora nuevo ministro de Economía destaca su paso por el BBVA, donde fue director de relaciones institucionales. Entre el 2006 y el 2011.

La vuelta del PP al Gobierno, con Rajoy ya al frente, lo rescató de nuevo para la escena pública. Fue precisamente este Gobierno el que lo nombró, en el 2012, presidente del Instituto de Crédito Oficial (ICO), organismo dependiente del Ministerio de Economía que dirigía Luis de Guindos. Estuvo a su frente hasta el 2014, cuando dio el salto al BEI.

Con todo, y a pesar de esa ristra de cargos, Escolano representa un perfil más técnico y de un corte poco mediático en comparación con otros nombres que se habían barajado, como el del ministro de Energía, Álvaro Nadal, o el de la responsable de Agricultura, Isabel García Tejerina.

Rajoy elige a un técnico experto en lides europeas para llevar el timón de Economía

Redacción / La Voz

Román Escolano tendrá que defender los Presupuestos, o la falta de ellos, en Bruselas

Montoro ya tiene quien le ayude en eso de enderezar la economía patria. Con De Guindos ya sentado a la derecha de Draghi, andaba el ministro de Hacienda huérfano de colega en esas fatigas. Y eso desde el pasado 7 de febrero, fecha en la que De Guindos anunció que lucharía por la vicepresidencia del BCE, dando por hecho ya ?como así ha sido? que contaba con los apoyos necesarios para asegurarse el sillón. Hasta este miércoles, la fecha elegida por Rajoy para dar a conocer el nombre del sustituto. Fiel a su costumbre, el presidente se ha tomado su tiempo. Le gusta apurar los plazos.

Seguir leyendo

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Román Escolano: un gestor poco mediático para bregar con Bruselas