Las dos Asturias: hay tantos grandes propietarios como parados

La región tiene 60.000 personas con diez o más bienes inmuebles, el mismo número que los desempleados recogidos por la EPA


Redacción

Un mantra repetido hasta la saciedad por algunos gurús económicos es que con cada crisis surgen nuevas oportunidades. Según esa visión, los momentos más complicados son propicios para arriesgar, reinventarse y adoptar nuevos comportamientos que permitan salir a flote en una posición de fuerza. Algo así es lo que han conseguido casi 5.000 asturianos, que desde 2013, uno de los puntos más críticos de la recesión, han aumentado sus bienes inmuebles hasta convertirse en grandes propietarios. Con ellos, ya son 59.530 los que tienen diez posesiones o más a su nombre. Peor suerte han corrido los 59.500 parados que, según la última Encuesta de Población Activa (EPA) todavía tiene la región. La coincidencia del dato evidencia una desigualdad en la sociedad asturiana que se ha disparado desde el estallido de la burbuja en 2008.

El proceso de inspecciones masivas del Catastro, iniciado en el 2013 y que acabará este diciembre, ha destapado en este tiempo casi 5.000 nuevos grandes propietarios en Asturias. Solo en el último año la cifra ha aumentado en 261, según los datos que maneja ese organismo público dependiente de Hacienda. Esto eleva hasta los 59.530 los titulares de más de una decena de bienes en la comunidad entre suelo urbano y rústico. Son las personas que declaran algo al Catastro, desde una o varias fincas hasta un local o un piso.

El repunte de los últimos años no es casual. Los datos tienen una correlación directa con las inspecciones que por tierra (con personal propio) y por aire (con drones y fotos de satélite) está realizando el Catastro desde finales del 2013. No es tanto que la crisis les haya brindado una oportunidad como el hecho de que las inspecciones les hayan obligado a declarar sus propiedades. 

Gracias a esa investigación, aún en marcha, se ha dado con esos nuevos 5.000 grandes propietarios. La sanción cuando se descubre un bien no declarado es bastante discreta: 60 euros de tasa por cada uno de ellos. El problema llegará después, con la obligación de regularizar la situación en el concejo correspondiente, y la subida en el recibo. En el 2013 en Asturias el Catastro tenía anotados 54.806 multipropietarios.

Urbanitas

Otro dato significativo de los recogidos por el Catastro es que los grandes propietarios cada vez son más urbanitas. La vida en los pueblos ha perdido valor desde el punto de vista de los negocios, una teoría que avala el hecho de que ahora los titulares con más inmuebles prefieran amasar sus posesiones en las ciudades. Desde 2013 hasta 2018, el número de personas con diez bienes urbanos ha aumentado un 26% en Asturias, al pasar de 5.667 a 7.166. 

En el caso de las posesiones rústicas ese aumento ha sido testimonial, del 0,4%. Pese a ello, este registro evidencia que la región mantiene sus raíces rurales, ya que de los 59.530 grandes propietarios, 41.173 tienen sus bienes en el ámbito rural.

Los otros 59.500

La cifra de grandes propietarios coincide casi exactamente con la de parados que tiene la región. La última Encuesta de Población Activa (EPA), elaborada por el Instituto Nacional de Estadística (INE), recoge que la región tenía al cierre del segundo trimestre de este año 59.500 desempleados. La coincidencia de las datos evidencia que la salida de la crisis deja dos Asturias claramente diferenciadas.

Y eso a pesar de que la situación ha mejorado en los últimos meses. El número de desempleados en Asturias bajó en el segundo trimestre en 9.100 personas, el 13,24%, hasta un total de 59.500 parados, lo que permitió que la tasa de paro descendiera del 15,02% del primer trimestre al 13,10% de la población activa, más de dos puntos por debajo de la media nacional.

En el último año, la reducción del paro en Asturias se limita, según la EPA, a 700 personas, el 1,1%, frente al recorte nacional cercano al 11%. Asturias registró en el segundo trimestre del año la octava tasa de paro más alta del país, aunque dos puntos por debajo de la media nacional. El descenso del paro en Asturias en el segundo trimestre benefició mucho más a los hombres, con 7.600 parados menos, que a las mujeres, con 1.500 desempleadas menos.

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

Las dos Asturias: hay tantos grandes propietarios como parados