El Gobierno respetará los plazos que determinen los letrados del Parlamento catalán

Moncloa destaca que sin su polémico recurso ante el Constitucional, «Puigdemont pudiera haber sido investido»

El Gobierno considera que la mesa del Parlament debe presentar otro candidato para desbloquear la situación en Cataluña Méndez de Vigo no cree que Puigdemont vuelva a España después de alquilar una vivienda en Waterloo

Madrid | La Voz

La situación en Cataluña continúa bloqueada a la espera de lo que resuelvan los partidos independentistas, que mantienen su mayoría en la Cámara. El Gobierno tiene pensado esperar y no actuará, siempre y cuando se respete la ley, como consideran que está sucediendo desde la celebración de las pasadas elecciones autonómicas. Por ello, instan al presidente del Parlamento catalán, Roger Torrent, a que inicie una nueva ronda de contactos con las fuerzas políticas para lograr un candidato para la investidura distinto a Carles Puigdemont.

La situación que se ha generado con el aplazamiento del pleno del pasado martes es tan anómala que ni en Moncloa saben si la cuenta atrás para la disolución del Parlament ha comenzado. «Estaremos a lo que digan los letrados del Parlamento de Cataluña, es un tema muy técnico», aseguró Íñigo Méndez de Vigo en la rueda de prensa tras el Consejo de ministros de este viernes.

El ministro portavoz del Ejecutivo aprovechó la ocasión para cerrar una semana repleta de buenas noticias en el asunto catalán volviendo a sacar pecho de la acción promovida por el gabinete de Rajoy. «Si el Gobierno no hubiera seguido adelante (con la impugnación del pleno del martes), probablemente el señor Puigdemont pudiera haber sido investido presidente por vía telemática o por delegación», destacó.

Méndez de Vigo mencionó en su intervención los famosos mensajes de texto enviados por Puigdemont a su exconsejero Comìn, «en donde deja muy claro como esto se ha terminado», de los que deduce que existe una gran diferencia entre lo que dice y lo que piensa, por lo que ha instado a Roger Torrent a que se pase página y proponga a un nuevo candidato para la presidencia de la Generalitat.

El ministro portavoz tiene la sensación de que Puigdemont se va a quedar en Bélgica a medio plazo, mencionado su reciente alquiler de un chalet en Waterloo, el lugar en donde se asistió «al final del imperio de los 1.000 días de Napoleón Bonaparte», dijo con una media sonrisa en la boca.

El pasado martes se registraron algunos episodios violentes frente a la sede del Parlamento autonómico coincidiendo con el aplazamiento del pleno de investidura. Algunos radicales hicieron caso omiso de las llamadas de las agrupaciones independentistas mayoritarias, constatando que la división en el secesionismo también se ha trasladado a la calle, por lo que situación podría volver a descontrolarse. De momento el Gobierno no estudia volver a enviar efectivos policiales para reforzar la seguridad en Cataluña, según confirmó este viernes. El Ejecutivo lamenta esas imágenes de enfrentamientos y correcalles, que considera «fruto de grupos aislados y extremistas». El ministro portavoz anunció que las fuerzas de seguridad están «revisando» grabaciones, por si procediera realizar alguna detención, pero enmarca lo vivido esa jornada a un hecho aislado. «Con la aplicación del 155 la situación está bajo control», afirmó.

No confirman a Guindos como candidato la BCE

El próximo miércoles 7 de febrero finaliza el plazo para que el Gobierno presente a un candidato para presidir el Banco Central Europeo. Méndez de Vigo ha confirmado que propondrán a una persona, pero aunque en todas las quinielas aparece con fuerza el nombre del ministro de Economía Luis de Guindos, no ha querido confirmarlo.

Respecto al empleo, el Gobierno también ha querido contextualizar los datos que se conocieron esta mañana, al destacar que enero es «generalmente un mes malo», incidiendo en que se están creando puestos de trabajo, «y de calidad».

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

El Gobierno respetará los plazos que determinen los letrados del Parlamento catalán