El presidente del Gobierno insta al independentismo a pasar página del 1-O


berlín / corresponsal

Una página que hay que pasar. Así calificó ayer el presidente del Gobierno español la consulta popular organizada por el independentismo catalán el pasado 1 de octubre. «Podemos hablar de muchas cosas, pero, desde luego, lo que representó el referendo del 1-O creo que es una página que hay que pasar. También por parte del secesionismo. También por parte de quien es el presidente de todos los catalanes y catalanas. Y a partir de ahí tener un tono constructivo», instó Pedro Sánchez en la capital alemana, donde mantuvo su primer encuentro bilateral con Angela Merkel desde que se produjo en España el relevo de poder.

El jefe del Ejecutivo respondía así a la reciente declaración del presidente Quim Torra, quien consideró necesaria repetir la consulta, con el fin de «hacer efectiva» la república catalana. En la misma línea de lo que ya afirmó nada más pisar la Moncloa, Sánchez habló de intentar buscar «puntos de unión, de trabajo en común» con Barcelona, tras años de relaciones congeladas, y con vistas a que la reunión del 9 de julio sea «un éxito». «El Gobierno de España está dispuesto a dialogar, a normalizar las relaciones institucionales con la Generalitat» aunque siempre dentro de los márgenes de la Constitución, precisó.

La respuesta del Ejecutivo catalán fue que el independentismo no renunciará al derecho de autodeterminación. De hecho, la consejera de Presidencia, Elsa Artadi, dio a conocer los temas sobre los que quiere debatir Torra en la Moncloa: derecho a la autodeterminación, presos, relación Cataluña-resto de España y el franquismo en las instituciones.

Entre gestos de complicidad, la canciller se refirió a la situación del expresidente Carles Puigdemont, quien fue detenido el pasado marzo en Alemania, donde permanece en libertad condicional mientras la Justicia del país decide si tramita la orden de extradición solicitada por Madrid y, en tal caso, bajo qué cargos. «En lo que respecta a Puigdemont tenemos muy buenos contactos entre las autoridades correspondientes y todo se está desarrollando según el claro procedimiento de un Estado de derecho. En tanto que ambos somos Estados de derecho, no tenemos ningún problema con ello», declaró Merkel ante la pregunta de si le incomoda la presencia del líder independentista.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

El presidente del Gobierno insta al independentismo a pasar página del 1-O