Dennis Hof, el magnate de los burdeles, gana las elecciones en Nevada a pesar de llevar muerto un mes

El republicano, que consiguió el 63,12 % de los votos, falleció en octubre en uno de sus clubs después de celebrar su cumpleaños


Dennis Hof falleció hace un mes. Pero no ha sido impedimento para alzarse con la victoria en su estado en las elecciones de este martes en Estados Unidos. Este republicano, dueño de siete burdeles, se alzó de manera póstuma con la victoria en las elecciones de la asamblea estatal del distrito 36 de Nevada. Las normas estatales permitieron mantener el nombre de Hof en las papeletas a pesar de su defunción y ahora será el gobierno del condado el encargado de designar a su reemplazo.

Dennis Hof, de 72 años, fue encontrado muerto el pasado mes de octubre en el Love Ranch, uno de sus burdeles legales en Crystal. La noche podría haberle pasado factura. Según recogía el diario Reno Gazette, el entonces ya candidato republicano había celebrado su cumpleaños con una fiesta por todo lo alto. Algunos incluso llegaron a calificarla de bacanal. Entre los invitados se encontraban figuras como el popular actor de cine porno Ron Jeremy, que encontró el cuerpo ya sin vida del magnate al día siguiente. Aparentemente «había muerto mientras dormía pacíficamente». Las autoridades descartaron que el empresario hubiera sido asesinado, pero, por ahora, las causas de su muerte no han trascendido.

Este truculento capítulo, y el fatal desenlace, no han supuesto un problema para sus conciudadanos en la cita con las urnas de este martes. Según recoge la agencia EFE, Hof ganó. Y con una holgada mayoría. El republicano, fiel defensor de las políticas de su jefe Donald Trump, obtuvo el 63,12 % de los votos frente a la candidata demócrata Lesia Romanov, que a duras penas pudo convencer a un 36,88 % de los electores. 

Hof ya había probado suerte en las elecciones en anteriores ocasiones. En el 2016 había puesto su nombre en las papaletas, pero con peor suerte que en esta última ocasión. En aquella ocasión perdió. No le ayudó el partido que se encontraba detrás de su candidatura, el Libertario. En esta ocasión, con la imagen republicana sosteniendo la campaña, consiguió proclamarse vencedor en un distrito principalmente desértico del sur de Nevada, cuya población es mayoritariamente rural.

Dennis Hof se había convertido en los últimos meses en uno de los más fervientes admiradores del presidente de Estados Unidos. De hecho, para su precampaña electoral, Hof llegó incluso a acuñar el eslogan «el Trump de Pahrump», en referencia a una pequeña localidad de Nevada en la que vivió durante un tiempo.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Dennis Hof, el magnate de los burdeles, gana las elecciones en Nevada a pesar de llevar muerto un mes