Ana Obregón se muda a casa de su hermana para pasar el duelo

La actriz continúa recibiendo la visita diaria de Alessandro Lequio, con quien este martes salió a hacer gestiones


Ana Obregón se ha mudado a casa de su hermana Amalia para compartir con ella estos duros momentos de duelo y para no encontrarse a solas en el hogar que hasta ahora compartía con su hijo Álex Lequio, fallecido a los 27 años después de dos años de lucha contra un cáncer. Para la actriz sus hermanas Amalia y Celia se han convertido en su principal apoyo. 

En la mañana de este martes, Amalia aseguró que están siendo unos momentos muy duros para toda la familia, pero que las hermanas siempre han estado juntas y que no iba a ser menos en esta situación, según recoge Europa Press.

Muy prudente a la hora de hablar sobre cómo se encuentra su hermana, Amalia ha salido de su casa para hacer la compra cumpliendo con las medidas de seguridad establecidas para evitar la propagación del covid-19. 

En casa de su hermana, muy cercana a la suya propia, Ana Obregón continúa recibiendo la visita diaria de Alessandro Lequio, otro de sus apoyos fundamentales desde que volvieron a Madrid. En la última de sus visitas, a primera hora de la mañana, acudió con su actual mujer, María Palacios, madre de su hija Ginevra.

Tras el fallecimiento de su hijo en común, la expareja se ha convertido en inseparable para afrontar esta dura situación juntos y gestionar de la mejor manera posible la vuelta a la normalidad a pesar del dolor. Alessandro acudió con el rostro visiblemente serio y vistiendo una de las camisetas de su hijo Álex y entró en el domicilio conduciendo su propio coche.

Después de pasar gran parte de la mañana juntos, el colaborador de televisión y la actriz salieron de casa en la parte trasera de un coche para realizar algunas gestiones que tenían pendientes.

La pareja despedía a su único hijo en común el pasado sábado 16 de mayo en el tanatorio de La Paz de Madrid, después de permanecer juntos varias semanas en Barcelona para que este recibiese un nuevo tratamiento contra el cáncer que padecía desde hacía más de dos años.

Visiblemente derrotado y con el rostro muy serio, Alessandro se acordó de su hijo de una forma muy especial ya que apostó por una de sus camisetas preferidas además de una gorra con la parte de la visera hacia atrás, la forma particular que tenía Álex de ponerse su complemento preferido.

 

Después de manifestarse a través de las redes sociales, Antonia Dell'Atte también ha querido mostrar su apoyo público a Ana Obregón y Alessandro Lequio tras la dura pérdida de su hijo Álex. Su hermanastro Clemente fue uno de los primeros en mostrar su inmenso dolor ante esta pérdida, y también su madre, Antonia se mostraba de lo más apenada y triste en un mensaje cargado de simbolismo hacia sus padres.

La italiana ha explicado ahora que ese mensaje pretendía ser una carta abierta al propio Álex y a sus padres: «Clemente ha puesto un post único. Yo he puesto unas imágenes como si estuviera hablando a Álex y ha sido mi grande pésame y mi apoyo a una madre, a Ana y a un padre». Además, Antonia asegura que siempre rezó por la recuperación de Álex: «He rezado desde que yo supe que estaba mal. He rezado siempre. Con esto, no tengo nada que decir. Gracias, un beso a todas las personas que sufren y que pueden encontrar su paz interior en el corazón. Solo eso puede ser de gran alivio a todas las personas que han perdido un ángel y ya está».

Críticas a Paz Padilla tras la muerte del hijo de Ana Obregón, Álex Lequio

C. Aldegunde

Ana Rosa Quintana y Joaquín Prat han afeado sus comentarios en «Sálvame», mientras ella se defiende en las redes sociales

La noticia de la muerte de Álex Lequio ha sobrecogido a una España que sigue casi en cuarentena (aunque ya en plena desescalada). Si el fallecimiento de un joven de 27 años que nunca perdió el optimismo y que quiso quitar «drama» a un mal pronóstico, la imagen de sus padres, Ana Obregón y Alessando Lequio completamente abatidos,, genera una congoja insoportable. Su fallecimiento, que era esperado por los que más le querían desde hacía tiempo, cuando los médicos ya les habían explicado que poco había que hacer, se conoció a la hora de comer del pasado miércoles 13 de mayo. Sálvame, un programa que tanto se adapta a la crisis del coronavirus, al último crimen mediático como comenta las calamidades que pasan los concursantes de Supervivientes, cambió totalmente su escaleta y se centró en dar los últimos datos de la muerte de Álex Lequio.

Seguir leyendo

Comentarios

Ana Obregón se muda a casa de su hermana para pasar el duelo