Alessandro Lequio felicita a su hija con una obra de arte gallega

La pequeña Ginevra Ena, su única hija con María Palacios, cumple cuatro años y el conde le regala un cuadro de José María Barreiro


Pese a estar viviendo su verano más triste debido a la muerte de su hijo Aless, de la que se acaban de cumplir tres mesesAlessandro Lequio está este lunes de celebración familiar, porque hace cuatro años que nació la niña de sus ojos, Ginevra Ena, su única hija con María Palacios.

El italiano y su mujer se encuentran actualmente disfrutando de unas relajadas y familiares vacaciones en las costas gallegas con la pequeña, que se ha convertido en el principal motivo que tiene el colaborador televisivo para sonreír después del duro golpe que ha recibido este año. Ena, como la llaman en familia, hace las delicias de su famoso papá, que no puede ocultar su profunda tristeza desde que falleció Aless, su mejor amigo además de su ojito derecho, como relata Europa Press.

El colaborador de El programa de Ana Rosa, habitualmente muy discreto en sus redes sociales, en las que suele compartir pocos momentos íntimos, felicitó este lunes a su pequeña con la publicación de un cuadro del pintor gallego José María Barreiro que representa a una niña y que lleva una dedicatoria que dice: «Para Ena, feliz día». Con este detalle artístico Lequio ha deseado felicidad a su hija. Fue Barreiro quien le descubrió al conde en el verano del 2017 el restaurante Peixoto, adonde ahora acude a comer cada verano.

Su hijo Aless tenía una relación especial con su hermanita pequeña y solía colgar imágenes con Ena, de la que siempre contaba con una sonrisa que era un terremoto de lo más simpático y con ella nunca se aburría. En este día lo echarán de nuevo mucho de menos cuando la pequeña sople las cuatro velas de su tarta.

Alessandro Lequio y su familia, fieles a su cita estival con las Rías Baixas

L. Penide/ M. P.
Lequio junto a su mujer María Palacio y el pintor José Maria Barreiro, en Peixoto en el 2017
Lequio junto a su mujer María Palacio y el pintor José Maria Barreiro, en Peixoto en el 2017

El conde, que perdió a su hijo hace menos de tres meses, acudió a comer al Peixoto de Beluso en Bueu

Un verano más, y ya van unos cuantos, el conde Alessandro Lequio y su mujer, María Palacios, han elegido las Rías Baixas como lugar de veraneo. A fin de cuentas, la familia de la esposa del aristócrata italiano está muy vinculada con la localidad pontevedresa de Baiona.

Y si hay algo que Alessandro Lequio no perdona cada vez que se deja caer por Pontevedra es dejarse caer por el Peixoto para disfrutar «del marisco y del pescado. Es lo que más le gusta», reconocía ayer el propietario de este conocido restaurante ubicado en Beluso, en Bueu.

Seguir leyendo

Comentarios

Alessandro Lequio felicita a su hija con una obra de arte gallega