Tania Llasera estalla de nuevo para zanjar el tema de su peso

El cambio de hábitos en el confinamiento le hizo perder diez kilos, y sus «haters» han vuelto al ataque


redacción

Cuando conocimos a Tania Llasera como reportera de El Intermedio, allá por 2009, era una joven tan alegre y espontánea como ahora, pero muy delgada. Años después, y tras dejar de fumar, la presentadora aumentó de peso y, sin complejos, presumía de su nuevo cuerpo, lanzando un mensaje body positive para ayudar, con su ejemplo de que no hay que tener cuerpo de modelo para ser sexi y atractiva, a tantas mujeres que como ella habían ganado algún kilito que no conseguían quitarse.

Después de varios años siendo imagen pública de la mujer curvy, sana y satisfecha con su figura - tan necesaria en la sociedad actual que solo premia a las personas muy delgadas - Tania sorprendía en el confinamiento mostrando cómo, tras descubrir el ayuno intermitente, había perdido diez kilos. Feliz con su nuevo cuerpo, pero sin avergonzarse del anterior, la donostiarra daba las claves para adelgazar de un modo saludable.

View this post on Instagram

Siempre he oscilado en tamaño. Soy así. Y siempre me he visto bien. Es verdad que me veo mejor cuando no estoy en ningún extremo, pero nunca dejo de gustarme. Mi peso es debate desde hace años, y lo entiendo pero me pesa. Soy más que un cuerpo, tod@s lo somos. Aquí os dejo muchas fotos y vídeos de mi a lo largo de los años. De pequeña jamas le di ni un pensamiento a mi cuerpo más allá de que funciona, y sigo pensando lo mismo, excepto que ahora que soy madre quiero durar mucho para ver a mis hijos crecer. Es decir: me interesa adoptar hábitos saludables que me sientan bien, no estoy a dieta, no se trata de eso. Me cuido y mucho. Espero que se entienda ya por fin y que no tenga explicarlo y mucho más. #lapesadapolemicadeMIcuerpoMEPESAYA. OS QUIERO, ❤️

A post shared by ⚡️Tania Llasera⚡️ (@taniallasera) on

La reportera, que ha vuelto a televisión al lado de Miguel Ángel Muñoz en el nuevo programa gastronómico de TVE, Como sapiens, confesaba recientemente a sus seguidores una de las consecuencias de haber perdido 10 kilos. Tan sincera y espontánea en sus redes sociales como siempre, Tania confesaba que se le había «caído el cuello» y que ahora, como coloquialmente se dice, lucía una antiestética «papada». Los comentarios tanto de sus seguidores como de sus haters no se hicieron esperar y Llasera, harta de que se cuestione y debata constantemente sobre su aumento o bajada de peso, ha estallado en su cuenta de Instagram:«Siempre he oscilado en tamaño. Soy así. Y siempre me he visto bien. Es verdad que me veo mejor cuando no estoy en ningún extremo, pero nunca dejo de gustarme. Mi peso es debate desde hace anos, y lo entiendo, pero me pesa. Soy mas que un cuerpo, tod@s lo somos. Aquí os dejo muchas fotos y vídeos de mí a lo largo de los años. De pequeña jamás le di ni un pensamiento a mi cuerpo más allá de que funciona, y sigo pensando lo mismo, excepto que ahora que soy madre quiero durar mucho para ver a mis hijos crecer. Es decir: me interesa adoptar hábitos saludables que me sienten bien, no estoy a dieta, no se trata de eso. Me cuido y mucho. Espero que se entienda ya por fin y que no tenga explicarlo y mucho más».

Comentarios

Tania Llasera estalla de nuevo para zanjar el tema de su peso