Holanda pide evitar el «lenguaje duro» sobre Gibraltar al negociar el «brexit»

El ministro de Exteriores neerlandés pide tranquilidad y «negociar, que es lo más importante»

.

El ministro de Exteriores en funciones de Holanda, Bert Koenders, pidió hoy dejar a un lado el «lenguaje duro» para referirse a la situación de Gibraltar durante la negociación de la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE) o brexit.

«Ya ven lo difícil que es el divorcio. Vamos a permanecer tranquilos y seguir adelante y no utilizar un lenguaje duro», solicitó el jefe de la diplomacia neerlandesa a su llegada al Consejo de ministros de Exteriores comunitario.

«Vamos simplemente a negociar, que es lo más importante», insistió.

Los periodistas preguntaron a Koenders por su opinión sobre la cuestión de Gibraltar, después de que la UE manifestara el viernes, en la presentación de sus líneas negociadoras del brexit, que una vez se haya materializado la salida no podrá aplicarse ningún acuerdo entre los Veintisiete y Londres en Gibraltar sin un pacto previo entre el Reino Unido y España.

A su llegada a la reunión de los ministros europeos, el titular de Exteriores británico, Boris Johnson, afirmó que «la soberanía de Gibraltar es inamovible».

«No va a cambiar y no es posible que cambie sin el apoyo expreso y el consentimiento del pueblo de Gibraltar y del Reino Unido», agregó.

La primera ministra del Reino Unido, Theresa May, dijo este domingo al ministro principal gibraltareño, Fabián Picardo, que su Gobierno está «totalmente dedicado a trabajar con Gibraltar para asegurar el mejor resultado para el brexit», según un portavoz de Downing Street.

El Gobierno británico insiste en que, aunque May no citó a Gibraltar en la carta que activó la semana pasada la retirada y en la que precisó sus prioridades negociadoras, sí lo hizo en su intervención en la Cámara de los Comunes, cuando reiteró que Gibraltar «estará» cubierto «por las negociaciones británicas del brexit».

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Holanda pide evitar el «lenguaje duro» sobre Gibraltar al negociar el «brexit»