La UE da audiencia a Abás justo el día en que Pence inicia su gira por Israel

Washington anuncia que abrirá su embajada en Jerusalén antes de finales del 2019

.

Redacción / La Voz

El anuncio en la Kneset del vicepresidente Mike Pence de que la embajada de EE.UU. en Jerusalén abrirá sus puertas antes de finales del 2019 fue contrarrestado por la audiencia que la Unión Europea dio ayer al presidente Mahmud Abás, en el que este llamó a «su mejor socio y amigo» a reconocer a Palestina como Estado independiente.

La decisión de Trump de cambiar el estatus de Jerusalén ha llevado a la Autoridad palestina a congelar las relaciones con Washington y a boicotear la visita de Pence a Oriente Medio. Por ello, Abás ni tan siquiera estaba ayer en Ramala, si no en Bruselas.

Pence dio nuevas muestras del ciego apoyo de Washington a Israel. «El mes pasado, el presidente Trump escribió la historia. Corrigió una injusticia vieja de 70 años, mantuvo su promesa de reconocer finalmente a Jerusalén como capital de Israel», dijo el vicepresidente.

«Estamos de pie con Israel. Tu causa es nuestra causa, tu lucha es nuestra lucha», agregó en medio de una salva de aplausos de todos los diputados excepto la bancada de la lista árabe-israelí, que como habían prometido boicotearon el discurso y comenzaron a gritar y a mostrar carteles de protesta antes de ser expulsados. En el otro extremo, un insultante primer ministro Benjamín Netanyahu no dejaba de aplaudir.

Para el diario Haaretz, «fue el sermón más sionista» jamás escuchado de una dirigente extranjero en la Kneset. El discurso «mesiánico» de Pence es «un regalo a los extremistas», tuiteó el líder de la OLP, Saeb Erekat. 

La UE no ha dejado de criticar la decisión de Trump sobre el estatus de Jerusalén, pero otra cosa es salirse del guion. Una vez más el consenso brilló por su ausencia. Los socios europeos se mostraron divididos y Abás no logró un compromiso concreto, pese a que exigió a Bruselas que asuma «un papel político» para relanzar el proceso de paz. «Hemos invertido mucho en el proyecto de construcción del Estado palestino y estamos buscando también qué opciones tenemos para reforzar el apoyo de la UE» a la solución de los dos Estados, explicó a la prensa la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, sin ir más allá y sin abandonar la vía multilateral.

Una de las opciones que se baraja viene de la mano de Francia, y es apoyada por España. La iniciativa gala pasa por estrechar lazos con los palestinos mediante un acuerdo de asociación, como ya se mantiene con Israel. Pero otros socios son escépticos y el tema está en una fase preliminar y ni tan siquiera se abordó en la reunión con Abás. El alemán Michael Roth dijo que la prioridad de la UE es mantener una posición unida frente al anuncio de Trump. En cambio, Eslovenia aboga por reconocer al Estado palestino sin esperar a una posición común de la UE. Un paso que ya han dado Suecia, Polonia, República Checa, Hungría, Rumanía, Malta, Chipre, Eslovaquia y Rumanía.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

La UE da audiencia a Abás justo el día en que Pence inicia su gira por Israel