Las próximas «vacaciones sociales» del padre Ángel serán en Asturias

El párroco mierense declara que tendrán lugar en «un hotel cerca de Oviedo»

Padre Ángel.Padre Ángel
Padre Ángel

Redacción

Las próximas «vacaciones sociales» promovidas por el padre Ángel, fundador y presidente de Mensajeros de la Paz, serán en Asturias, en un lugar «cerca de Oviedo». Al parecer un empresario hotelero de la región ha ofrecido uno de sus establecimientos para que un grupo de personas pueda disfrutar de unos días de vacaciones en el Principado. Así lo confirma el padre Ángel a LA VOZ, aunque no quiere desvelar su nombre y ubicación. El párroco mierense de la madrileña iglesia de San Antón, que no quiere entrar en muchos detalles por el momento, comenta que «cree estará listo antes de las Navidades» y que el hotel en cuestión cuenta con plazas «para más de 100 personas», aunque no sabe cuántas acudirán. 

«Creemos que estará listo antes de las Navidades, pero no puedo contar más. Hubo un empresario que se ofrece a cedernos un hotel y estamos en ello, está en un lugar cerca de Oviedo. El hotel tiene plazas para más de 100 personas pero no sabemos cuántos seremos, es pronto», declara el sacerdote. «Es un proyecto que comenté pero no puedo concretar todavía mucho sobre el tema», añade el religioso.

La cuestión ha surgido a partir de la intervención del padre Ángel en el programa Más vale tarde de La Sexta, hablando del restaurante social Robin Hood, donde también fue preguntado por sus próximas iniciativas. «Hoy nos hablaban de que nos cedían un hotel en Asturias y nos gustaría que fuera un hotel social donde puedan ir los que pueden pagar, pero también algunos que no puedan, e ir a ese hotel y pasar allí unos días», comentó el religioso en el programa de televisión. «Tenemos que compartir, yo creo que no hay nada más bonito que compartir», expresó.

Un pionero en las «vacaciones sociales»

No será la primera vez que el padre Ángel lleve a buen puerto un proyecto similar. El verano pasado el responsable de Mensajeros de la Paz se lanzó a una aventura estival pionera con alrededor de 30 personas sin techo y necesitadas. Con ellos viajó a la bahía de Santander, donde disfrutaron de unos días de playa. Allí visitaron algunos de los lugares más emblemáticos de la ciudad, como el Palacio de la Magdalena o El Sardinero. Además fueron recibidos por el presidente regional, Miguel Ángel Revilla, y el primer teniente de alcalde de Santander, César Díaz. También efectuaron una visita sorpresa al arzobispo de Madrid, el cántabro Carlos Osoro, para agradecer su ayuda a la parroquia de San Antón.

Valora este artículo

3 votos
Comentarios

Las próximas «vacaciones sociales» del padre Ángel serán en Asturias