«Glow», las chicas son (literalmente) guerreras

Netflix estrena el viernes su apuesta para este verano: una historia, de las creadoras de «OITNB», sobre la lucha libre femenina de los años 80. Mucha licra, energía, purpurina y batalla


Es una historia de mujeres -hecha por mujeres, protagonizada por mujeres y sobre mujeres- y es la gran apuesta de Netflix para este verano, lo que así, de un primer vistazo, nos deja clara dos cosas: que en la plataforma madura un mensaje -el del empoderamiento femenino- que ya tomó cuerpo en Las chicas del cable y en Girlboss, y que el estío no es sinónimo de tranquilidad para el videoclub bajo demanda. Dio la campanada el año pasado con Stranger Things mientras sus contrincantes holgazaneaban anestesiados por el calor y promete hacer lo mismo esta vez desprendiéndose de su artillería más pesada en cuanto las vacaciones queden inauguradas. Glow, la elegida, la última perita en dulce de Netflix, estira ya en el vestuario. Saldrá al campo este viernes, 23 de junio. Diez capítulos que prometen, sobre todo, una buena dosis de entusiasmo. 

¿Qué trama Netflix esta vez? Glow es el nuevo proyecto de Liz Flahive, Jenji Kohan y Carly Mensch -responsables de Enfermera Jackie y Orange Is The New Black-, un vistazo a los años 80 más feroces, más coloridos. Más ruidosos. Protagonizada por 14 mujeres de armas tomar y un hombre, la serie, original de la plataforma en streaming, se adentra en la lucha libre femenina, de ahí Glow, Gorgeous Ladies of Wrestling, el mítico programa emitido por la televisión estadounidense entre 1986 y 1990. Ambientado en la ciudad de Los Ángeles, este relato bravo nos cuenta, tirando del hilo de Ruth Wilder (interpretada por Alison Brie), la historia de un puñado de féminas inadaptadas -modelos y actrices frustradas- metidas a luchadoras mediáticas tras haber tocado el fondo del fondo con las palmas de las manos.

Ambiciones dispares, vidas irregulares y sueños frustrados se dan cita en el ring de una árida nave industrial a las órdenes de un cascarrabias director de cine B. Sus dueñas son valientes y poco resignadas. No son profesionales. No tienen experiencia en estas lides. Pero no les falta ni garra, ni sarcasmo, ni complejidad.

Como aperitivo al estreno, hablan de Glow sus creadores y actrices principales: «Toda una mujer tiene a una luchadora durmiendo dentro de ella».

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

«Glow», las chicas son (literalmente) guerreras