El «selfie» con los guepardos no está incluído en tu imprudente visita al zoo: pueden matarte

Una familia francesa se bajó del coche poniendo en riesgo su vida en una reserva en Holanda. No es la primera vez que un turista incomoda a estas especies salvajes


La Voz | Redacción

El vídeo circula por Instagram para asombro de todos los que lo ven. Está grabado desde un coche que sigue el mismo recorrido que el de los protagonistas de esta peligrosa historia. El Safari Park Beese Bergen, en Holanda, ofrece como puedes ver aquí, un emocionante recorrido en tu propio coche por sus instalaciones para admirar desde leones a antílopes, pasando por animales salvajes. Eso sí, siempre que el viaje se realice con las ventanillas bajadas, las puertas cerradas y los cinturones abrochados. La familia que puedes ver a continuación, no solo hizo caso omiso de las indicaciones, si no que se bajó del vehículo y estuvo a punto de ser atacada por una manada de guepardos.

View this post on Instagram

TOURISTS CHASED BY CHEETAHS _ What were they thinking? This French family were chased by cheetahs after getting OUT of their car in Dutch safari park @BeekseBergen where visitors are under strict instruction NOT to leave their cars. _ They walked onto a hill only feet away from where wild cheetahs were resting to take photos. Unsurprisingly, the world's fastest land animals starting running towards the group who were invading their space. _ The family made a panicked dash for the car leaving the mother to scoop up her TODDLER who the cheetahs appeared to have in their sights. Cheetahs don’t see humans as prey and are relatively docile compared to other wild cats BUT predatory animals will often view children differently as they’re smaller and more vulnerable! (Remember - a leopard killed a 3 year old last week in Uganda and an alligator killed a 2 year old in 2016 in DisneyWorld, Florida) _ Luckily they all managed to get back into their vehicle and drive off, to the amazement of the Dutch person behind the camera. A spokesman for Beekse Bergen said they make it VERY CLEAR that it is forbidden to leave your vehicle. #RespectWildlife _ Caption @a_lallie_ #a_lallie_ Video credit to owner ©️

A post shared by A Lallie, UK (@a_lallie_) on

Por los pelos, la excursión no acaba en desgracia, especialmente para el bebé, que tuvo que ser cogido en brazos por su madre, mientras hace gestos al guepardo para tratar de no ser atacados. Curiosamente, no es la primera vez que unos guepardos se convierten en contenido viral este año por el mismo motivo. El 28 de marzo, Elisa Jaffe compartía en Facebook varios vídeos grabados por su hijo durante un safari fotográfico en el Serengueti (Tanzania). Aunque en este caso no hubo imprudencia, un guepardo tuvo la curiosidad de ver el interior del todoterreno en el que viajaba con el guía. Como verás, lo que pudo salvarles la vida fue su sangre fría ante la situación: «Gracias a Dios, el guía ayudó a mi hijo a mantener la calma (aunque estaba muerto de miedo) y evitó el contacto visual hasta que el guepardo ya no lo vio como una amenaza», explicaba en la red social.

Por lo general, no debemos tratar a ningún animal salvaje como si fuera doméstico. Hasta un aparentemente dócil camello, puede no entender que quieras inmortalizar tu visita a su granja. Le ocurrió a una mujer en la Grant's Farm de St.Louis, en Missouri. 

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

El «selfie» con los guepardos no está incluído en tu imprudente visita al zoo: pueden matarte