Donald Trump pide el cierre de la «corrupta» Fundación Clinton

La candidata demócrata, cuatro puntos por delante del magnate republicano en el estado de Ohio, clave para las elecciones

Donald Trump
Donald Trump

 El candidato republicano a la Presidencia de Estados Unidos, Donald Trump, ha reclamado al Departamento de Justicia que nombre un fiscal especial para que investigue si los donantes de la Fundación Clinton recibieron un trato especial del Departamento de Estado cuando este estaba encabezado por su rival demócrata, Hillary Clinton.

Trump ha realizado su petición durante un mitin ante miles de seguidores en la localidad de Akron, en el estado de Ohio, en medio de sus intentos por intentar recuperar distancia tras la caída de sus índices de aprobación en los sondeos. El magnate ha acusado al expresidente Bill Clinton y a su esposa de convertir a la Fundación Clinton en un mecanismo mediante el cual los donantes, nacionales y extranjeros, recibieron favores del Departamento de Estado durante el período en que Hillary fue secretaria de Estado, entre el 2009 y el 2013.

Trump ha criticado además tanto al Departamento de Justicia como al FBI por no haber acusado a Clinton por el uso de un servidor de correo electrónico privado cuando ocupó dicho cargo. El director del FBI, James Comey, sostuvo que Clinton había tenido un manejo «descuidado» de sus correos electrónicos, pero optó por no presentar acusaciones en su contra. «El Departamento de Justicia está obligado a nombrar un fiscal especial, ya que ha demostrado ser, por desgracia, un brazo político de la Casa Blanca», ha dicho Trump. «Nadie ha visto algo como esto en el pasado», ha agregado.

Las palabras de Trump han llegado poco después de que la Fundación Clinton anunciara que no aceptará donaciones extranjeras si la candidata demócrata llega a la Presidencia. En respuesta, la campaña electoral de Clinton ha respondido a Trump que la fundación ya había anunciado «las medidas sin precedentes que adoptará si Hillary Clinton se convierte en presidenta».

El presidente de la campaña de la candidata demócrata, John Podesta, ha manifestado en un comunicado que Trump «tiene que revelar a los votantes la verdad acerca de su compleja red de negocios», agregando que están en deuda con bancos como el estatal Bank of China. «Trump debe dejar de esconderse detrás de excusas falsas y publicar sus declaraciones de impuestos y divulgar inmediatamente la magnitud total de sus intereses de negocios», ha remachado.

 Clinton, cuatro puntos por delante

Por otra parte, hoy se ha conocido el resultado del último sondeo elaborado por la Universidad de Monmouth, según el cual la candidata demócrata a la Casa Blanca mantiene una ventaja de cuatro puntos frente a su rival republicano en el estado de Ohio. Según este sondeo, Clinton contaría con el apoyo del 43 %, frente al 39 % que recibiría Trump; no obstante, el candidato libertario Gary Johnson contaría con un importante apoyo en el estado: cerca de un 10 por ciento, mientras menos de un uno por ciento optaría por el candidato del Partido Verde, Jill Stein.

El liderazgo de Clinton en este estado coincido con la mayor parte de los sondeos realizados en Ohio después de la convención. Con respecto a sus propios votantes, ambos candidatos parecen recibir un apoyo similar: a Trump le votarían un 83 por ciento de los republicanos, mientras que a Clinton lo haría el 88 por ciento de los demócratas.

Si bien Clinton va por delante de Trump en cuanto al voto negro, hispano y asiático, con un 72 % del respaldo -frente al 10 por ciento del republicano-, este porcentaje era mucho mayor durante la campaña de 2012, cuando el actual mandatario, Barack Obama, (84 %) ganó a Mitt Romney (14 %).

La importancia del estado de Ohio, un estado en el que se ha votado a lo largo de la historia tanto a demócratas como a republicanos, radica en que desde 1960, ningún candidato presidencial ha llegado a la Casa Blanca sin ganar en él.

Comentarios

Donald Trump pide el cierre de la «corrupta» Fundación Clinton