Entra a tiros en una pizzería tras leer una noticia falsa

Una de las muchas mantiras fabricadas para dañar la imagen de Hillary Clinton sostiene que la demócrata dirigía una red de pedofilia que se desarrollaba en estancias traseras de este local


NUEVA YORK / CORRESPONSAL

Edgar Maddison Welch, de 28 años, condujo durante horas desde Salisbury, Carolina del Norte, hasta Washington D.C. Su cara no reflejaba cansancio, solo ansiedad por llegar al Comet Ping Pong e investigar lo que allí dentro supuestamente ocurría. Al llegar a la pizzería, Edgar levantó su rifle y apuntó a uno de sus empleados. Este por suerte logró escapar junto a la decena de comensales que estaban en su interior y que pudieron llamar después a la policía.

«Se escucharon muchos disparos», dijo uno de los testigos. 45 minutos más tarde las autoridades arrestaron a Welch, quien durante su declaración pronunció una de las palabras que más han sonado en redes sociales en los últimos meses de campaña electoral: Pizzagate, o lo que es lo mismo, una de las muchas teorías de la conspiración fabricadas para dañar la imagen de Hillary Clinton.

Esta, en concreto, sostiene que la candidata demócrata dirigía una red de pedofilia en la que participaba buena parte de la élite mundial. La historia habla de un conjunto de personas de alto poder que celebraban su gusto no solo por el abuso infantil, también por la muerte, la tortura y el canibalismo.

Todo ello se desarrollaba supuestamente en estancias traseras y escondidas del Comet Ping Pong, la conocida pizzería a la que Welch acudió armado: «Tenía un rifle de asalto AR-15, una pistola calibre 38 y una escopeta», dijo la policía tras detenerle.

El suceso es un buen ejemplo de la enorme influencia que ha tenido el aluvión de noticias falsas en buena parte de la sociedad estadounidense. Uno de los difusores del bulo ha sido Michael Flynn Junior, hijo de Michael Flynn, asesor de seguridad de Trump: «Hasta que el Pizzagate demuestre ser falso seguirá siendo una historia. La izquierda parece olvidar todas las coincidencias con los correos de Podesta (jefe de campaña de Clinton)», tuitea el hijo del general retirado. Varias investigaciones alertan sobre del aumento de teorías de la conspiración y sus consecuencias.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Entra a tiros en una pizzería tras leer una noticia falsa