El Padre Ángel organiza una «cumbre» de políticos y sin techo en el Ritz

El religioso asturiano pega un repaso a los partidos, a Trump y a las políticas de inmigración en una conferencia, a la que ha invitado a 30 sin hogar. Alaba al presidente del Principado, que ha sido el encargado de presentarle

El padre Ángel y Javier Fernández, rodeados de integrantes de Mensajeros por la Paz, en Madrid.El padre Ángel y Javier Fernández, rodeados de integrantes de Mensajeros por la Paz, en Madrid
El padre Ángel y Javier Fernández, rodeados de integrantes de Mensajeros por la Paz, en Madrid

Madrid

El padre Ángel ha unido a personas sin techo y políticos de todos los partidos en el madrileño hotel Ritz, donde han asistido como público a la conferencia que el religioso ha pronunciado y en la que ha defendido los «nuevos modelos» de familia y los derechos de los refugiados y de las personas sin hogar. El presidente del Principado y responsable de la Comisión Gestora del PSOE, Javier Fernández, ha sido el encargado de presentar al fundador de Mensajeros por la Paz, natural de Mieres. El padre Ángel ha definido a Fernández como «esa persona que todos queremos tener en la familia, además de ese gran modisto que sabe coser lo que a veces está tan descosido». Con traje y su habitual corbata roja que ha dicho está pensando cambiarla por su similitud a la de Donald Trump, el religioso ha confesado sentirse nervioso, pero también feliz por «dar voz» a los sin hogar en un acto público. «Cuando pedí que invitaran a una treintena de sin techo a desayunar, ya les dije que vendrían guapos, aseados y con carné, como cualquiera de ustedes, y estén seguros de que aquí no van a desaparecer joyas como en los Goya», ha ironizado ante un público con representantes del Parlamento y la Defensora del Pueblo, entre otros.

El religioso ha explicado que «ha llegado la hora de llamar también familias» a los nuevos modelos familiares, como las uniones civiles o las monoparentales formadas, por ejemplo, por madres solteras o viudas con hijos. Respecto a los refugiados, ha recordado que no son personas ilegales y ha denunciado que no sólo pasan frío y se mueren en Grecia o Italia, sino también en España, en alusión al niño subsahariano de 6 años, cuyo cadáver apareció hace unos días en una playa de Barbate (Cádiz). «Los españoles también somos los responsables de la indiferencia con la que hemos asumido en Europa la crisis de los refugiados», ha dicho. Además, ha lamentado que a veces se levanten «muros, que no son de ladrillo», como el hecho de que en los últimos años sea «más difícil traer a personas para que se curen aquí», en hospitales españoles.

En el ámbito político, y en respuesta a las preguntas de los asistentes al acto, ha dicho tener la esperanza de que Trump cambiará. «Y si no cambia por las buenas, lo hará por las malas, destituyéndolo, claro». Sobre Podemos, ha asegurado que «ojalá encuentren la fraternidad perdida, que la tienen escondida y tienen que buscarla». «Se pelean demasiado los políticos», ha opinado el padre Ángel, quien ha confesado que «si se pudiera hacer, votaría a todos los partidos». «Cuando les quitan el coche oficial, son de carne y hueso», ha argumentado.

«Soy de una coalición que es la Iglesia, aunque a veces sea incómodo en esa coalición», ha indicado el religioso, quien al ser preguntado por qué no ha sido nombrado obispo ha señalado: «los obispos suelen elegirse entre ellos, entre la gente más normal». «Preferiría ser médico -profesión que ha elogiado porque se dedican a salvar vidas y dar esperanza a la gente-, ya que no puedo ser cardenal», ha explicado.

No ha evitado ni siquiera temas polémicos para la Iglesia. En relación con el sacerdocio de las mujeres, cree que «llegará, igual que hay mujeres presidentas del Gobierno o defensora del Pueblo», aunque ha reconocido que se le ha quitado «el ímpetu» en su defensa porque cree que ahora hay otras prioridades. «Desde la llegada del papa Francisco hemos visto que el problema de la Iglesia es estar cerca de los desfavorecidos», ha recordado.

Las palabras del padre Ángel han estado llenas de reconocimientos a Vicente Ferrer, la madre Teresa de Calcula, el papa o el doctor Cavadas, pero también a personas como Mariano Villaverde, que perdió la vida hace unos días por defender a un anciano en la calle. «A todos os invito a ir por la Iglesia de San Antón, un pequeño hospital de campaña en medio de Madrid, una iglesia en la que pueden entrar todos», ha concluido.

403 Forbidden

Forbidden

You don't have permission to access /votacion/pixel_votos_responsive.php on this server.


Apache/2.2.22 (Debian) Server at www.lavozdeasturias.es Port 80
Comentarios

El Padre Ángel organiza una «cumbre» de políticos y sin techo en el Ritz