Independentistas y Podemos rechazan incorporarse al pacto antiyihadista

El Gobierno elaborará, a propuesta de C's, un informe sobre lo que se está haciendo bien y mal en la lucha contra el terrorismo


madrid / la voz

Todos contra el terrorismo, pero cada uno en su sitio. Los partidos se esforzaron este lunes en dar una imagen de unidad tras los atentados de Barcelona y Cambrils, pero no variaron su estatus en el pacto antiyihadista, que se reunió este lunes en Madrid. Por primera vez estuvieron presentes los partidos independentistas catalanes y el PNV en calidad de observadores, al igual que Podemos, que ya había acudido anteriormente a este foro. Pero desoyeron el llamamiento del Gobierno para sumarse al pacto. ERC y el PDeCAT dijeron que lo estudiarán. De las fuerzas parlamentarias solo faltó EH Bildu.

Acuerdo de mínimos

Las fuerzas políticas que asistieron al encuentro llegaron a un acuerdo de mínimos sobre la condena de los atentados, la defensa de la libertad y la democracia y el reconocimiento de la labor de las fuerzas de seguridad y de emergencia y del ejemplo cívico de los ciudadanos de Barcelona.

«Sería muy positivo que pudieran suscribir este pacto todos aquellos partidos que todavía no lo han hecho», afirmó el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido En cambio, la representante socialista, Margarita Robles, consideró que se había visualizado una «unidad profunda» de todas las fuerzas democráticas, con independencia de que los asistentes fueran firmantes del pacto u observadores. La portavoz señaló que «para el PSOE es básico y esencial demostrar que en la lucha contra el terrorismo vamos a estar apoyando al Gobierno».

El secretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, reclamó un mayor compromiso a Unidos Podemos y los nacionalistas. «Lamento que algunos partidos no quieran ayudar en la lucha antiterrorista», escribió el presidente de la formación naranja, Albert Rivera, en Twitter.

Zoido aceptó la propuesta de Ciudadanos de elaborar y presentar ante el pacto un informe sobre qué se está haciendo bien y mal en la lucha contra el terrorismo yihadista. En concreto, sobre la coordinación entre los cuerpos policiales y si es eficiente el control de los imanes.

Rafael Mayoral rechazó la plena integración de Podemos en el pacto y defendió el derecho a disentir con lealtad. Señaló que, «por encima de firmas o no firmas», todos los asistentes demostraron un «consenso básico en la defensa de la unidad», pero también en la «garantía de pluralismo político». En todo caso, dejó claro que «ningún atentado» les hará cambiar de opinión acerca de cuál debe ser su estatus en el pacto.

El PDeCAT y ERC pidieron al Gobierno, por su parte, que cumpla los acuerdos de la Junta de seguridad de Cataluña del pasado mes de julio, por los cuales los Mossos podrán participar en los mecanismos de Europol, la oficina de policía europea. «Hay disfunciones que no deberían haberse dado. Como la imposibilidad de los mossos de acceder a Europol», aseguró Joan Tardá (ERC). «Los mossos han de participar de todos los mecanismos estatales, europeos e internacionales», señaló Carles Campuzano, representante del PDeCAT.

La Generalitat y la formación morada afean a la CUP que no acuda

Los partidos independentistas catalanes y Podemos criticaron a la CUP por su anuncio de que sus integrantes no acudirán a la manifestación del sábado en Barcelona contra el terrorismo islamista si está presente el rey Felipe VI. «Creo que se equivocan, es muy lamentable», afirmó el presidente catalán, Carles Puigdemont. El vicepresidente del Gobierno catalán, Oriol Junqueras, dijo que «cuanta más gente participe mejor». El portavoz de Podemos en el Senado, Ramón Espinar, aseguró que él no es «una persona monárquica», pero que «son días para que el jefe de Estado se implique», aunque eso sí criticó las relaciones exteriores «con Gobiernos que amparan el terrorismo yihadista».

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

Independentistas y Podemos rechazan incorporarse al pacto antiyihadista