Los famosos también gritan «La manada somos nosotras»

El lema de las manifestaciones que recorrieron este viernes España en apoyo a la víctima de la supuesta violación en sanfermines fue reproducido en las redes sociales de muchos rostros conocidos


Redacción

El juicio a «La Manada» ha copado buena parte de los minutos de los informativos de televisión, las páginas de los periódicos y ha protagonizado multitud de informaciones en los diarios digitales a lo largo de toda la semana. Y todo ello ha tenido su reflejo en las redes sociales, donde desde que arrancó el proceso judicial, se han ido publicando reflexiones y opiniones sobre la presunta violación en sanfermines, la victimización de los cinco acusados, la polémica estrategia de sus defensas e incluso alegatos virales tanto de personajes famosos como de gente anónima.

Uno de los últimos en mostrar su rechazo a todos aquellos que ponen el foco en la víctima ha sido Santiago Segura. El actor y director ha publicado un gráfico en su cuenta de Twitter en la que evidencia con claridad que el culpable de una violación es el violador y nunca otros factores externos como el alcohol, la ropa o las calles solitarias.

Este viernes, miles de personas recorrieron las calles de ciudades como Madrid, Barcelona, Sevilla o Valladolid para apoyar a la víctima de la supuesta violación múltiple de los sanfermines bajo el lema «La manada somos nosotras» y con gritos de «Yo sí te creo». Y muchos rostros famosos se sumaron a la convocatoria a través de las redes sociales.

Entre ellas Paula Echevarría, Leticia Dolera, Vernónica Echegui o Bárbara Goenaga. La actriz de Velvet publicó en su stories de Instagram una foto en la que podía leerse un mensaje que invitaba a la reflexión: «Vimivos en una sociedad que enseña a la mujeres a cuidarse de no ser violadas en vez de enseñar a los hombres a no violar».

Leticia Dolera publicó un vídeo de un momento de una de esas marchas reivindicativas acompañado de un texto en el que mostraba su rotundo apoyo a la supuesta víctima de «La Manada»

Vernónica Echegui publicó el mismo clip, pero en su caso puso la atención en los jueces, a los que reclamó imparcialidad y «que no condicionen con sus prejuicios los procesos».

Bárbara Goenaga también recurrió a las redes sociales para tratar de servir de altavoz a todo ese movimiento de rechazo a lo sucedido durante el juicio a «La Manada» con la víctima de los sanfermines. Y para ello publicó una imagen en su cuenta de Instagram en la que se ve a un hombre portando un cartel en el que se lee: «Los hombres de verdad son feministas».

Pero no fueron las únicas. La también actriz Miriam Giovanelli y otros rostros del ámbito político como Ada Colau, Inés Arrimadas o Miguel Urbán publicaron mensajes en la misma dirección.

View this post on Instagram

#yositecreo

A post shared by Miriam Giovanelli (@miriamgiovanelli) on

 

Pero tal vez la reflexión hecha viñeta de la ilustradora Laura Santolaya haya sido una de las publicaciones que más recorrido ha tenido en redes sociales. Acompañada del texto «a veces creo que vivimos en el mundo al revés», la dibujante pone varios ejemplos a modo de crítica en los que a través de una conversación entre dos personajes, se pone el foco de la culpabilidad en las víctimas de los delitos. Y todo para hacernos pensar sobre cómo sería si se juzgaran el resto de noticias igual que se hace con las informaciones de violaciones.

 

Usuarios de Twitter y Facebook viralizan los rostros y nombres de «La Manada»

La Voz
;
«La Manada» se declara inocente a puerta cerrada El juez no permite tomar imágenes ni de la víctima ni de los acusados para preservar su intimidad

Protestan así por la decisión del juez de admitir un informe de detectives sobre la conducta de la víctima tras la supuesta violación grupal en los sanfermines. Uno de los abogados de los acusados denuncia el «juicio paralelo» en las redes sociales

Pocos juicios han levantado tanto indignación social en las redes, entre organizaciones feministas y entre abogados de temas de género como el se juzga estos días en Pamplona. ¿La razón? El peligro de que el proceso ponga el foco en la víctima y no en los cinco acusados de «La Manada» -que en la primera sesión se declararon inocentes-,  sobre los que pesa una imputación por un delito continuado de agresión sexual, otro contra la intimidad y un tercero por robo con intimidación, todos ellos cometidos durante los sanfermines del 2016, por los que la Fiscalía pide 22 años y 10 meses de cárcel para cada uno.

Seguir leyendo

Comentarios

Los famosos también gritan «La manada somos nosotras»