La declaración de la renta más «on-line»

Hacienda deja de enviar el borrador en papel y apuesta por la atención telefónica y una aplicación para el móvil, que permitirá saldar cuentas con el fisco en un clic


madrid / la voz

Renovarse o morir. La Agencia Tributaria, que el año pasado le dijo adiós al veterano programa Padre y lo reemplazó por Renta Web, prosigue su transformación de la mano de las nuevas tecnologías. Así, en la próxima campaña de la renta 2017 la cita con el fisco, además de adelantada en el calendario, llega cargada de novedades, en un intento de facilitar al máximo al contribuyente su relación con Hacienda. Una aplicación para poder gestionar la declaración desde el móvil y presentarla en un solo clic es la estrella de esta campaña, en la que se espera que la atención presencial en oficina quede reducida a las declaraciones más complejas. Los principales cambios se detallan a continuación:

Adelanto

15 de marzo: nuevos servicios y adiós al borrador en papel. Si hasta el pasado año la campaña de la renta comenzaba en abril, ahora el fisco adelanta al 15 de marzo una serie de servicios al contribuyente. Será a partir de esa fecha cuando Hacienda comience el envío postal de los datos fiscales (2,3 millones de cartas). Lo que desaparecerá será el borrador en papel, dado el escaso uso que los usuarios hacen de él. El director del departamento de Gestión de la Agencia Tributaria, Rufino de la Rosa, explicó que de los 625.000 enviados el pasado año únicamente se habían presentado 727. También desde el próximo mes los contribuyentes podrán solicitar ya su número de referencia (este año incorpora novedades) y acceder a sus datos fiscales, algo que podrán hacer tanto desde la aplicación como desde la web de la AEAT.

En el móvil

Cinco millones de contribuyentes con un solo clic. Pero la gran novedad es que desde el 15 de marzo se podrá descargar gratuitamente en el teléfono móvil, desde Google y Apple, una aplicación de la Agencia Tributaria que permitirá a los contribuyentes gestionar y confirmar su declaración con un solo clic, sin necesidad de disponer de ordenador. De la Rosa estima que casi cinco millones de usuarios, de los que Hacienda dispone de toda su información fiscal, podrán presentarla de este modo a partir del 4 de abril, cuando arranca la campaña. Además, esta herramienta permitirá gestionar hasta una veintena de declaraciones, lo que hará posible que el contribuyente tramite la suya y la de allegados o familiares, ya que podrán introducirse hasta veinte NIF distintos.

Atención telefónica

Presentar la declaración con una llamada. Otra de las principales novedades es el reforzamiento de la asistencia telefónica. Así, el plan Le Llamamos, que se estrenó el año pasado en pruebas con un número reducido de contribuyentes, se extenderá ahora a cualquiera que desee que la AEAT le confeccione y presente la declaración con una simple llamada telefónica, sin tener que pasar por la oficina. «Ya no se trata de que el ciudadano llame para pedir cita para ir a la oficina, sino de que nos pida día y hora para que le llamemos y le hagamos la tramitación por teléfono. Nosotros somos los activos», subrayó De la Rosa, que añadió que podrán acceder a esta fórmula -operativa desde el 4 de abril, aunque se podrá pedir cita desde la víspera- quienes tengan declaraciones sencillas y no superen los 65.000 euros de rendimientos del trabajo.

Número de referencia

Los SMS, cosa del pasado. La petición del número de referencia para acceder a los datos fiscales también incluye novedades, ya que podrá hacerse a través de la aplicación del móvil y consultarse directamente en la pantalla o almacenarlo en la aplicación. La AEAT deja de enviar este año el tradicional mensaje de texto (SMS) con el número de referencia, que se obtiene con la casilla 450 de la declaración del año pasado y la fecha de validez del DNI. El contribuyente también podrá identificarse mediante certificado electrónico y Cl@ve PIN.

Si quiere que la Agencia Tributaria le llame y le haga la declaración sin salir de casa, ahora también será posible

Comenzó la campaña pasada como un proyecto piloto en el que se realizaron 20.000 llamadas telefónicas, pero la Agencia Tributaria extenderá esta primavera el plan Le Llamamos a cualquier contribuyente que encaje en el perfil de asistencia telefónica.

¿Cómo funciona esta vía? Quién esté interesado en usarla debe pedir cita (a partir del 3 de abril, ya que las llamadas comenzarán a devolverse desde el 4) en la página de la AEAT (www.agenciatributaria.es) o por teléfono en los números con servicio automatizado 901 22 33 44, 91 553 00 71, 901 12 12 24 o 91 535 73 26.

El servicio facilitará las citas cada quince minutos y realizará las llamadas entre las 9 de la mañana y las 20.30 de la tarde.

Hacienda insiste en que, en el momento en el que el fisco realice la llamada, el contribuyente deberá tener «a mano» la información necesaria para confeccionar la declaración, así como el NIF y el número de referencia del ciudadano y de su cónyuge, en su caso.

¿Qué contribuyentes tienen el perfil de atención telefónica? Pues, además de aquellos a los que se les invite por carta a usar el servicio, podrán utilizarlo quienes tengan declaraciones sencillas y quienes en el 2017 hayan obtenido unos rendimientos del trabajo inferiores a 65.000 euros, unos rendimientos de capital mobiliario menores de 15.000 euros y cuyos rendimientos de capital inmobiliario no deriven de más de un inmueble o contrato (como un alquiler). También aquellos que tuvieran ganancias o pérdida patrimoniales no derivadas de transmisiones, salvo que correspondan a actividades económicas. Quedan excluidos quienes estén adscritos a la tributación por módulos, que seguirán teniendo que recurrir a las oficinas de la Agencia Tributaria.

Con todas las novedades de este año, Hacienda espera que se produzca una reducción sensible del número de contribuyentes atendidos en las oficinas. En lo que respecta al calendario, dado que el 30 de junio coincide en sábado, el fin de la campaña de renta será el 2 de julio.

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

La declaración de la renta más «on-line»