China incrementa su gasto militar en plena escalada por la primacía global

No quiere quedarse atrás en la carrera armamentística entre EE.UU. y Rusia


pekín / e. la voz

La ambición de China por desarrollar unas fuerzas armadas competitivas a nivel mundial quedó patente este lunes en la apertura de la Asamblea Nacional anual que este año además será la más trascendental en décadas. El primer ministro, Li Keqiang, informó de que el gasto militar no solo seguirá aumentando sino que lo hará al mayor ritmo de los últimos tres años pese a la ralentización de la economía. Esta subida coincide con un momento trascendental para China, ya que se dispone a romper la tradición de direcciones colegiadas instaurada por Deng Xiaoping para permitir que su presidente se perpetúe en el poder.

Ante los cerca de 3.000 diputados que aplaudían al unísono y pasaban las hojas del discurso con una estricta coordinación en el imponente hemiciclo del Palacio del Pueblo de Pekín, Li Keqiang indicó que aumentará la partida destinada a modernizar su ejército en un 8,1 %, por encima del 7 y 7,6 % de los dos últimos ejercicios, hasta alcanzar los 1,1 billones de yuanes (141.241 millones de euros). En apariencia, la cantidad queda muy lejos aún de la que maneja Estados Unidos, que gasta 487.000 millones de euros. Expertos consultados por DPA consideran, sin embargo, que la inversión real será sensiblemente superior a la anunciada, con un crecimiento de entre un 25 y un 50 %.

La apuesta deja ver un intento para dotarse de fuerzas armadas a la altura de las ambiciones globales de China en un contexto de escalada militar por parte de Washington y de Moscú. Tiene que ver también con el deseo de asegurar la posición en las disputas territoriales en el Mar del Sur de China y de prevenir una todavía tímida pero constante escalada militar con Taiwán. Si hace dos años el mundo miraba con temor los datos de su desaceleración económica y su caída de bolsas sacudía a los mercados de medio mundo, ahora Pekín asegura que ha logrado una estabilización de su crecimiento económico. Para este año la previsión vuelve a ser la misma que en el ejercicio anterior, del 6,5%.

El cónclave anual, que empezó este lunes, tendrá más trascendencia que los anteriores porque previsiblemente servirá para aprobar la controvertida reforma de la Constitución que permitirá a Xi Jinping perpetuarse en el poder. «Hemos de defender decididamente la posición del secretario general Xi Jinping como núcleo y salvaguardar con determinación la autoridad del Comité Central del Partido, su dirección centralizada y unificada», abogó Li Keqiang entre los aplausos de los diputados.

La eliminación del límite de dos mandatos consecutivos se votará y verá la luz verde el próximo domingo. Xi Jinping, el presidente con más poder acumulado desde Mao, pasará a ser el nuevo emperador de la segunda potencia mundial en un momento crucial. China trata de incrementar su influencia internacional con imponentes inversiones y ocupando el hueco que deja Estados Unidos tras la victoria de Donald Trump y su desinterés por la globalización.

Los portaaviones de EE.UU. vuelven a Vietnam más de 40 años después

Han tenido que pasar más de 40 años para que un portaviones de EE.UU. atraque en Vietnam lo que no solo es un hito histórico sino también el reflejo del discreto pero constante acercamiento militar entre Hanoi y Washington. El Carl Vinson, con 6.500 soldados a bordo, llegó ayer a la costa vietnamita con el objetivo anunciado de estrechar lazos militares. Antiguos enemigos, EE.UU. y Vietnam iniciaron su deshielo en 1995, cuando Bill Clinton restableció las relaciones diplomáticas y levantó el embargo comercial impuesto tras la guerra. Desde entonces la cooperación entre los antiguos enemigos ha ido en aumento, en buena parte para contrarrestar la creciente influencia de China en la región. La política expansiva del gigante asiático, con la construcción de islas artificiales como las Paracel, sí como el despliegue armamentístico en las mismas, es el principal motivo por el que a Vietnam le interesa acercarse a Estados Unidos, según los analistas.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

China incrementa su gasto militar en plena escalada por la primacía global