«La Vane era la caca», la historia de un robo con tarjeta

La tuitera Aggressive Retbeka ha conseguido hacer viral un hilo de Twitter sobre el robo por parte de una de sus compañeras de piso en Chueca

Twitter
Twitter

Redacción

Cada vez son más habituales los usuarios de Twitter que aprovechan esta red social para sacar a relucir todo su ingenio y contar historias poco comunes que, gracias al humor y la ironía, consiguen miles de retuits. La última la protagoniza una asturiana que tras una estancia en su comunidad regresa a Madrid, donde compartía piso con otras cuatro chicas en la zona de Chueca.

Todo comienza el 25 de mayo, cuando Aggressive Retbeka anuncia en un tweet que un mes más tarde «se cumplen dos años de la noche en que me hice leyenda en El Lateral de Fuencarral. Recordadme ese día que os cuente la historia» y de esta manera, aprovecharía el aniversario para relatar los acontecimientos. Así, tras crear expectación entre sus «followers», vuelve a la acción el día 26 de junio para abrir un hilo en la red social y contar cómo descubrió que una compañera de piso le había robado la tarjeta de crédito.  

 

Según relata la tuitera asturiana, al día siguiente de acudir a un festival con sus amigos, descubre al ir al cajero que no tiene su tarjeta y decide bloquearla y traspasar todo su dinero a otra cuenta, ya que «a las malas, no me podrán robar el dinero que no está», piensa. Pero por desgracia esto no ocurre así y en su aplicación del banco aparecen un montón de pequeños cargos hasta quedarse su cuenta en números rojos.

El último de ellos se hace desde un establecimiento cercano a su casa, por lo que se arma de valor y decide bajar a comprobar con sus propios ojos quién es el caco. Allí, gracias al encargado y a un camarero, descubre que la ladrona había sido en todo momento una de sus compañeras de piso y, lógicamente, se sienta con ella a esperar a la policía. «¡LA VANE ERA LA CACA!».

La historia acaba con su compañera desalojando el piso donde ambas vivían, y el delito pendiente de juicio. Y por si no fuera poco, ahora también con un hilo de Twitter viral que acumula miles de retuits y «me gustas» en la red social, acompañados de respuestas de muchos otros usuarios que alaban a la tuitera asturiana y su desmedido ingenio.  

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

«La Vane era la caca», la historia de un robo con tarjeta