Hacienda deberá recalcular una reclamación fiscal de 110 millones a Alcoa

La Audiencia Nacional estima parte del recurso de la multinacional tras las revisiones del fisco a los ejercicios del 2006 al 2009

La estadounidense Alcoa produce en San Cibrao y en A Coruña
La estadounidense Alcoa produce en San Cibrao y en A Coruña

viveiro / la voz

Una serie de inspecciones sobre el impuesto de sociedades derivaron en los últimos años en dos conflictos abiertos entre Hacienda y Alcoa, hoy dividida en Alcoa Corporation y Arconic, procedimientos que derivaron en un amplio periplo judicial.

Finalmente, una sentencia de la Audiencia Nacional ha estimado parcialmente el recurso que la firma presentó en su día a una reclamación de más de 110 millones por parte de Hacienda, correspondiente a los ejercicios de entre 2006 y 2009. Fuentes de la empresa sostienen que no se trata de una multa.

La Audiencia resolvió obligando a Hacienda a recalcular la liquidación. La firma estadounidense, que cuenta con las factorías de San Cibrao y de A Coruña (y también en Avilés), ha solicitado, según fuentes de la misma, aclaraciones sobre la resolución judicial. En función de esa respuesta, dicen, concretarán los pasos a dar en adelante, entre los que habría posibilidad de recurrir al Tribunal Supremo.

Desde la portavocía del grupo estadounidense en España, la valoración oficial fue que «Alcoa tiene el compromiso de desarrollar todas sus operaciones en todo el mundo de manera ética y en cumplimiento de todas las leyes aplicables, y esto se aplica a las leyes y regulaciones fiscales de España».  

Reclamación anterior anulada

En este marco de discrepancias entre Hacienda y Alcoa hay que remontarse también a una reclamación del fisco que llegaba igualmente a la Audiencia Nacional. Correspondía entonces a los ejercicios de 2003 a 2005 por valor de 116 millones de euros, en relación con el impuesto de sociedades de ese tramo de años. El órgano judicial dio la razón al gigante del aluminio.

Ahora queda por ver cómo se resolverá esta última reclamación relativa a los ejercicios entre 2006 y 2009. Por si los vientos llegasen en contra, fuentes consultadas adelantaron que Alcoa prevé provisionar en las cuentas del último trimestre de este año 26 millones, por si un posible recurso ante el Tribunal Supremo (que podrían presentar en el plazo de 30 días) tras recibir la última respuesta de la Audiencia Nacional, no prosperase. Esa reserva de fondos fue comunicada, señalan las mismas fuentes, a la Comisión del Mercado de Valores de Estados Unidos.

A la hora de asumir la responsabilidad final que determine el conflicto judicial abierto, añaden, en un 51 % la asumiría Arconic, y en un 49 % Alcoa, según acuerdos adoptados en la escisión empresarial del año 2016.

Desde entonces, hay que recordar, la firma Alcoa quedó dividida en Alcoa Corporation (a la que pertenecen las factorías gallegas y la asturiana de Avilés, pues comprende las actividades vinculadas a aluminio primario, alúmina y minería) y en Arconic, independiente de la siderúrgica y centrada en otro tipo de negocios como el aeroespacial y automotriz.

Las reclamaciones se refieren a años anteriores a 2016, es decir, a la antigua Alcoa. Y las presuntas irregularidades se habrían detectado en la filial de la compañía Alcoa Inversiones, que pasó a Arconic.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Hacienda deberá recalcular una reclamación fiscal de 110 millones a Alcoa