La bebida antirresaca llega a América

Refix, elaborada con agua de un manantial lucense, cumple un año en el mercado


lugo / la voz

Un año después de que saliera al mercado una bebida pionera en paliar la resaca, sus artífices no dan abasto en lo que a ventas se refiere. Refix, que así fue denominada la primera bebida isotónica elaborada con agua de un manantial de agua dulce de Lugo, agua de mar de la Costa da Morte, zumo de limones frescos y estevia natural está en todas partes del mundo. El último envío fue a Estados Unidos y nada más y nada menos que un contenedor de 43.000 unidades. «Fue una situación muy curiosa cuando me lo explicaron. Nuestros clientes americanos tienen nacionalidad colombiana, pero residen en Nueva York desde hace 22. Les gusta ver programas españoles, seguir nuestro fútbol y escuchar la radio. En un determinado instante estaban escuchando el programa «Poniendo las calles» de la cadena Cope, cuando nos entrevistaron. En ese momento conocieron nuestro producto y nos escribieron por Instagram. Son una familia de emprendedores que llevan muchos años buscando un buen negocio al que aferrarse. A las dos semanas viajó toda la familia a visitarnos, donde conocieron nuestras instalaciones, la reserva marina de donde se extrae el agua y la Muralla de Lugo», explica Raúl Álvarez, biólogo y gerente de esta bebida isotónica. «En poco tiempo fundaron la compañía Latitude 4T Inc dedicada exclusivamente a importar nuestro producto. Inicialmente enviamos 6.000 unidades para que hicieran sus pruebas y el próximo lunes llegará el contenedor con 43.000 unidades. A raíz de este contenedor esperamos mandar un mínimo de dos contenedores mensuales durante los próximos meses. Sus expectativas son importar el producto a todo el continente americano y desbancar a los grandes», explica Raúl.

Otro de los acontecimientos más importantes ocurridos en el primer año de vida de Refix fue que la empresa Innsoul.net, que se dedica a la internacionalización de productos, llevó esta bebida a la India y próximamente lo llevará a China. «En la India, 36 empresas presentaron sus proyectos ante un comité de inversores indio muy potente e Innsoul salió ganadora entre los 36 proyectos, por lo que entraron en una ronda de inversión con Philip Capital para la introducción de Refix en este país. Por eso es muy probable que antes de que acabe nuestro segundo año de actividad comencemos la exportación a la India, y con suerte, a China, un país propenso a consumir productos novedosos y salados como el nuestro», relata el gerente de Refix.

Dado el éxito de su apuesta los creadores de esta bebida tienen en mente varios propósitos. «Nuestros proyectos siempre están relacionados con la sostenibilidad medioambiental. Estamos estudiando la manera de utilizar etiquetas biodegradables y probando bobinas de plástico reciclado para embalar los packs que vienen de fábrica. También colaboramos con la Fundación Lonxanet para que la reserva marina de Costa da Morte, llamada Os Miñarzos, se amplíe de 2.000 a 100.000 hectáreas. Son proyectos difíciles y a largo plazo, pero el medio ambiente debe ser el eje central de la toma de decisiones de todas las empresas si no queremos acabar con los recursos del planeta», considera este biólogo.

Número de ventas este año

Las previsiones del primer año para los creadores de Refix eran 60.000 unidades pero, 15 días antes de que cumplieran un año de salida al mercado, vendieran 50.000 a través de ferias, distribuidores, página web y Amazon. «Además, llevábamos meses negociando con unos importadores americanos que nos habían comprado bastantes unidades para hacer pruebas en Nueva York. Tres días antes del día uno de septiembre, fecha en la que cumplíamos un año, realizaron la compra del primer contenedor, por lo que nuestras ventas sobrepasaron las 90.000 unidades», explica Raúl Álvarez.

Diariamente, la empresa recibe entre uno y cuatro pedidos por Internet. «Cada pedido puede ser desde una caja hasta 18, siendo este último el pedido más alto por parte de un cliente online», cuenta Raúl, que recuerda que cada caja contiene seis o 24 botellas.

Esta cantidad se traduce mensualmente entre 40 pedidos los meses más flojos y hasta 300 en los meses de más impacto. «Todo esto sin contar las ventas en las tiendas físicas y otras plataformas online de clientes, algo que no podemos controlar», expone.

Las principales ciudades de venta física se encuentran en Galicia y son Santiago de Compostela, Lugo, Pontevedra y Vigo. «Todo esto se debe gracias a un buen distribuidor que recorre sin parar las carreteras gallegas», salienta este joven, que afirma que identificaron que sus clientes online habituales pertenecen a las grandes ciudades de España, como Madrid y Barcelona, aunque también reciben pedidos de todos los rincones de España, Portugal, Francia, Reino Unido, Suiza... «Estamos contentos de haber superado con creces la previsión de ventas establecida inicialmente y gracias a nuestro adentramiento en el mercado americano nuestras previsiones para el segundo año se multiplicaron por diez», concluye.

Comentarios

La bebida antirresaca llega a América