El Gobierno de Argentina afirma que la inmunidad de Bin Salman no permite su arresto

La Voz REDACCIÓN / LA VOZ

ACTUALIDAD

-

29 nov 2018 . Actualizado a las 08:12 h.

El príncipe heredero Mohamed bin Salman fue el primer mandatario en llegar a Buenos Aires para la cumbre del G20. Un gesto de abierto desafío a la Justicia argentina que evalúa si le abre una investigación por el asesinato de Jamal Khashoggi y por crímenes de guerra en Yemen. Aunque la posibilidad de que sea detenido parece descartada.

El Gobierno argentino ya aclaró que el gobernador de facto del reino petrolero tiene «inmunidades especiales» que le protegen ante cualquier investigación e impiden por tanto su arresto. Además los pasos que aún debe seguir la Justicia impedirán en la práctica que su detención se produzca durante su estancia en el país.

La denuncia presentada contra el dirigente saudí por Human Rights Watch (HRW) recayó sobre el juez federal Ariel Lijo y el fiscal que deberá decidir si abre la investigación es Ramiro González, quien ya intervino en casos de jurisdicción universal como el de los crímenes cometidos durante la Guerra Civil española y la dictadura de Franco. El fiscal pidió a Lijo que solicite información a Arabia Saudí, Turquía y Yemen, antes de decidir si el caso es competencia de la Justicia argentina. La respuesta es imposible que se produzca durante la estancia de Bin Salman en Argentina, que se espera parta el sábado.