Otra mujer espera en China el segundo bebé con el ADN modificado

Un informe oficial desvela que el científico He Jiankui falsificó documentos para realizar el experimento


Redacción

Las autoridades chinas, citadas han confirmado, según avanzó la agencia Xinhua, que una segunda mujer se encuentra embarazada de un bebe modificado genéticamente modificado. Sería, en teoría, el segundo de los que ayudó a fecundar el investigador He Jiankui, que utilizó la técnica de edición genética Crispr-Cas9 para que sean inmunes al virus del sida. Cuando anunció el primero, hace dos meses en medio de las críticas de la comunidad científica internacional, ya había advertido que había «otro probable embarazo».

La segunda mujer, así como las gemelas del primer embarazo, recibirán supervsión médica. Para aplicar la técnica que lo hizo posible, que aún no está aprobada para uso humano, He Jiankui «produjo falsos documentos de evaluación ética», montó «de manera privada» un equipo de investigación que incluía científicos extranjeros y utilizó «tecnología cuya seguridad y eficacia es dudosa», según se desprende de la investigación iniciada por las autoridades para esclarecer el caso.

Los investigadores afirmaron a la agencia Xinhua que el científico «busca la gloria» y que utilizó sus «propios fondos» para llevar a cabo su proyecto. A su convocatoria se presentaron ocho parejas para participar en el experimento.

La condena de la comunidad científica china y del mundo fue general luego del anuncio en noviembre. El experimento nunca fue verificado de manera independiente, por lo que el Gobierno chino exigó la suspensión de sus actividades científicas. He Jiankui, según desveló la BBC, podría permanecer desde entonces en arresto domiciliario.

La modificación genética aplicada a seres humanos que llevó a cabo está prohibida en la inmensa mayoría de los países, incluida en China. Para sortear estas trabas, el científico evadió intencionalmente la supervisión a través de la falsificación de documentos y rompió los procedimientos legales en busca de «fama y fortuna».

La técnica que utilizó es extremadamente controvertida, principalmente porque las modificaciones introducidas en el ADN pueden transmitirse a las generaciones futuras, y afectar el conjunto del patrimonio genético.

«Usar la edición genética para mejorar la especie está fuera de toda discusión»

R. Romar

Montoliu, investigador del CSIC, cree que la nueva herramienta de de edición genética CRISPR/Cas revolucionará la medicina, pero pide cautela porque aún habrá que esperar

Nadie en la comunidad científica duda ya de que la herramienta de edición genética CRISPR/Cas y sus diferentes variantes supondrán una revolución en el diagnóstico y tratamiento de enfermedades, especialmente en las de ámbito genético, aunque sus aplicaciones son inabarcables. Pero su uso en clínica humana aún tardará en llegar. Es lo que asegura el investigador del CSIC en el Centro Nacional de Biotecnología Lluís Montoliu, el pionero en España en la utilización de la técnica. Pide cautela, aunque al mismo tiempo asegura que supone ya un antes y un después en la comprensión de las enfermedades.

-¿La edición genética es ya una revolución o aún queda para que pueda llegar a serlo?

Seguir leyendo

Tags
Comentarios

Otra mujer espera en China el segundo bebé con el ADN modificado