redacción / la voz

La Guardia Civil anunció este sábado la detención en Bulgaria de uno de los narcotraficantes españoles más buscados, que había cambiado su aspecto físico engordando 50 kilos y se disponía a huir a Venezuela.

Este español -identificado como Jorge Simarro Arbiza- tuvo «un papel fundamental», según la Guardia Civil, en «una peligrosa organización criminal dedicada a la introducción en España y en el resto de Europa de grandes cantidades de cocaína procedente de Sudamérica y al blanqueo de capitales del mismo».

Era reclamado «por las autoridades judiciales españolas desde el año 2013 y figuraba desde entonces como una de las 10 personas más buscadas por la Guardia Civil», según un comunicado publicado en Madrid.

En esa fecha, la operación GOBE culminó con la implicación de más de 150 personas. El sospechoso tenía el papel fundamental de buscar objetivos interesados en introducir importantes cantidades de cocaína. La Guardia Civl afirma que esta personas era la encargada de recibir los envíos en España, así como la de recaudar el dinero para pagar en origen las drogas.

A principios de febrero, agentes especializados en la búsqueda de fugitivos en España supieron que se encontraba en la ciudad portuaria y estación balnearia de Varna, al este de Bulgaria.

Estos mencionaban «la posibilidad de que podría portar armas de fuego en sus desplazamientos y haber cambiado notablemente su aspecto físico, pudiendo haber engordado más de 50 kilogramos», indicó la Guardia Civil, que concluyó que la policía búlgara confirmó esta información y procedió a su detención.

En el momento de su arresto, «portaba documentación española falsificada, teniendo previsto salir de ese país [Bulgaria] hacia Venezuela en los próximos días», según el comunicado.

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

Detenido en Bulgaria uno de los 10 narcos españoles más buscados