La Fiscalía investiga la difusión en Internet de fotos y datos de la letrada que declaró en el Supremo

La secretaria judicial presenta una denuncia por amenazas en redes sociales


Redacción

La secretaria del juzgado de instrucción número 13 de Barcelona, Montserrat del Toro, ha presentado una denuncia ante los juzgados de guardia por los mensajes amenazadores publicados en las redes sociales tras su declaración de ayer como testigo en el juicio por el 1-O. Según han informado fuentes jurídicas, la denuncia de la letrada de la administración de justicia se suma a las diligencias que la Fiscalía Superior de Cataluña ha abierto hoy.

La Fiscalía investiga la publicación en redes sociales por parte de «colectivos radicales» de la fotografía y datos personales de la letrada de la Administración de Justicia Montserrat del Toro, tras declarar este miércoles como testigo en el juicio por del 1-O en el Tribunal Supremo.

En el decreto de apertura de diligencias de este jueves, recogido por Europa Press, el fiscal superior indica que estas publicaciones van acompañadas de indicaciones que pueden facilitar su localización y de textos que «incitan expresamente al ejercicio de la violencia física sobre su persona, aparte de otros de naturaleza claramente ofensiva y vejatoria».

Apunta a que estos hechos contra la letrada del Juzgado de Instrucción 13 de Barcelona, que investiga el 1-O, pueden ser constitutivos de un presunto delito de obstrucción a la Justicia, o de otros como descubrimiento y revelación de secretos, e injurias con publicidad a funcionario público.

En su escrito, el fiscal superior, Francisco Bañeres, constata que Del Toro declaró como testigo en el Supremo ayer y que el tribunal acordó «expresamente» no mostrar su imagen en la retransmisión televisiva del juicio. Constata que, según informaciones periodísticas, «determinadas personas y colectivos radicales han procedido a la publicación en redes sociales de la fotografía» de la letrada y de otros datos personales.

El Ministerio Público considera que estos mensajes, «además de incompatibles con los mínimos estándares de convivencia exigibles en una sociedad pretendidamente democrática, constituyen una execrable reacción» con relación a la actuación de la letrada en el procedimiento judicial, uno de los testigos clave en el Supremo.

Por eso, comisiona a los Mossos d'Esquadra para que investiguen el caso e identifiquen a los autores materiales de los mensajes, a quienes tomarán declaración en calidad de investigados, para posteriormente remitir a la Fiscalía los atestados para que ésta ejerza las acciones correspondientes.

Comentarios

La Fiscalía investiga la difusión en Internet de fotos y datos de la letrada que declaró en el Supremo