El BBVA asume que la imputación daña su reputación, pero niega que tenga efectos en el negocio

El banco tuvo un beneficio de 2.442 millones en el primer semestre


Madrid / Colpisa

El consejero delegado de BBVA, Onur Genç, reconoció este miércoles que la imputación de la entidad en el caso del supuesto espionaje encargado al excomisario José Manuel Villarejo «tiene un impacto en la imagen del banco». Y que el reguero de actuaciones judiciales derivadas de los contratos de la entidad con la empresa de seguridad Cenyt -vinculada al policía- «afecta a la reputación» de la firma.

Durante su comparecencia para presentar los resultados semestrales, Genç insistió en que la entidad «seguirá tomando medidas» y en que están haciendo «todo lo posible para contribuir a que se aclaren los hechos», colaborando con la Justicia. Y volvía a puntualizar que «la condición de investigado no implica que se haya realizado una acusación formal por ningún delito». El ejecutivo quiso aclarar que la situación a la que se enfrenta BBVA «no ha tenido ningún impacto directo relevante en el negocio» y su actividad diaria, «ni en los inversores ni en la acción».

Así lo demuestra -argumentó el consejero delegado- el hecho de que ningún analista le planteara el tema en los casi dos horas que estuvo respondiendo a sus preguntas. Y se aferró a la evolución de la cotización de los títulos del banco para defender esta postura: «Es la acción que mejor se comporta», con una subida acumulada del 2 % desde enero, una evolución mejor que la de sus competidores directos.

Sin embargo, Genç no aclaró si el abandono de su responsable de regulación y control interno, Eduardo Arbizu, responde a un cese por el espionaje. Este directivo era el encargado de la investigación interna que ha desarrollado la entidad junto a varias firmas de abogados. Arbizu es un hombre de la casa ligado a Francisco González, el expresidente al que se dirigen todas las miradas y que, según puntualizó Genç, no goza de ningún privilegio por su cargo honorífico salvo el servicio de seguridad.

El consejero delegado apuntó que el banco ya ha concluido esas pesquisas interna sobre los contratos con Villarejo, aunque dijo que no puede hacer públicas sus conclusiones «para no interferir en la investigación judicial». El número dos de la entidad tampoco anticipó quién será el representante legal que responda ante el juez Manuel García Castellón tras dictar este la imputación de la entidad financiera como persona jurídica.

Beneficio

En el plano financiero, Onur Genç calificó los resultados semestrales como «excelentes gracias a nuestro modelo diversificado». La entidad obtuvo un beneficio neto de 2.442 millones hasta junio, lo que supone una caída del 3,7 % respecto al primer semestre del 2018, caída que se explica por un mayor deterioro de los activos financieros y las mayores provisiones realizadas en algunos países.

El ejecutivo descartó que la entidad vaya a cobrar a los clientes por los depósitos, incluso aunque el BCE dé una nueva vuelta de tuerca con una reducción de tipos, aunque admitió que sí lo hace con grandes clientes institucionales o corporativos, aunque dependiendo en cada caso de la vinculación que tengan con la entidad.

RESULTADOS DE LAS ENTIDADES COTIZADAS

La banca española gana un 12 % menos

Los seis bancos españoles que cotizan en el Ibex (Santander, BBVA, CaixaBank, Sabadell, Bankia y Bankinter) registraron un beneficio conjunto de 7.536 millones de euros en los seis primeros meses del año, lo que supone un retroceso del 12,3 % con respecto al mismo período del ejercicio anterior. Solo Sabadell y Bankinter han mejorado sus resultados en un entorno complejo de tipos de interés en negativo y con el anuncio del BCE de que podría bajarlos aún más. El resto de entidades vieron lastrados sus beneficios por costes de reestructuración, regulaciones de empleo y menores resultados de operaciones financieras, entre otros factores.

Tags
Comentarios

El BBVA asume que la imputación daña su reputación, pero niega que tenga efectos en el negocio