El cambio climático podría acabar con los plátanos

El cultivo en los principales países productores estará en peligro en unas décadas por el aumento de las temperaturas y el cambio en las precipitaciones


redacción

El cambio climático podría afectar negativamente el cultivo del plátano en algunos de los países productores y exportadores más importantes del mundo, según un estudio de la Universidad de Exeter, publicado en la revista Nature Climate Change.

Si bien muchos informes han analizado el impacto del cambio climático en la producción agrícola, el efecto que el aumento de las temperaturas y el cambio de las precipitaciones tiene en los cultivos tropicales cruciales, como el plátano, es menos conocido. En un nuevo estudio, dirigido por el doctor Dan Bebber de la Universidad de Exeter (Reino Unido), se pronostica que 10 países, incluido el mayor productor y consumidor mundial de plátano, la India, y el cuarto mayor productor, Brasil, verán una disminución significativa en los rendimientos de los cultivos si el cambio climático continúa avanzando a la misma velocidad que hasta el momento.

El doctor Bebber advierte que hay preocupación «por el impacto de enfermedades como la fusariosis en los plátanos, pero los impactos del cambio climático han sido ignorados en gran medida. Habrá ganadores y perdedores en próximos años, y nuestro estudio puede estimular a los países vulnerables a prepararse mediante la inversión en tecnologías como el riego».

Dada esta importancia, predecir los posibles impactos del cambio climático en los sistemas de producción es crucial para garantizar su supervivencia a largo plazo. En este nuevo estudio, el equipo evaluó la sensibilidad climática de la productividad o rendimiento global del plátano de postre utilizando modelos sofisticados de análisis y demostró que para 2050 disminuirá significativamente. De hecho, se pronostica que diez países mostrarán al menos una tendencia negativa, si no fuertes caídas en los rendimientos.

Comentarios

El cambio climático podría acabar con los plátanos