Costa apuesta por sus fieles para afrontar una legislatura incierta

El nuevo Ejecutivo portugués tiene 19 ministros y pocas caras nuevas


lisboa / corresponsal

El nuevo gobierno portugués, del socialista, António Costa tomará posesión el próximo miércoles en Lisboa. Los próximos cuatro años no se presentan tan fáciles para Costa como el último mandato, a pesar de la excelente imagen internacional, los buenos datos económicos y haber vencido las elecciones con una amplia ventaja, ya que al haber fallado una nueva geringonça, acuerdo parlamentario para toda la legislatura con el resto de los partidos de izquierda, el Gobierno será mucho más frágil. Tendrá que negociar, y mucho, con el Bloco de Esquerda, el Partido Comunista, PAN y LIVRE, para que sean aprobados en el Parlamento portugués.

Costa ha apostado por su equipo de siempre, salvo alguna concesión, aumentando el número de ministerios, hasta 19, ocho de ellos dirigidos por mujeres. También ha premiado a los mejores secretarios de Estado de la anterior legislatura y reforzado su núcleo duro y colaboradores, nombrando cuatro ministros de Estado. El titular de Economía y Transición Digital, su amigo, Pedro Siza Vieira, será el número dos del Ejecutivo. Augusto Santos Silva, repite como titular de Exteriores y ministro de Estado. Mariana Vieira da Silva, a sus 42 años, también repite como ministra de la Presidencia, convirtiéndose en la primera mujer que ejerce el cargo de ministra de Estado de un Ejecutivo socialista. Vieira da Silva se ha convertido en una consejera imprescindible para Costa, quien tiene muy en cuenta sus opiniones y valora su mesura y discreción. El cuatro ministro de Estado será Mário Centeno, el titular de Finanzas y presidente del Eurogrupo, bautizado por la prensa internacional como el Ronaldo de las finanzas. Otros, como los titulares de Educación, Sanidad y Justicia, Tiago Brandão Rodrigues, Marta Temido y Francisca Van Dunem, ha sido muy cuestionada por las centrales sindicales, el Bloco de Esquerda y el Partido Comunista. También siguen Pedro Nuno Santos, aunque con la cartera de Infraestructuras, Puertos y Vivienda, y Matos Fernandes, quien a su cartera de Ambiente y Acción Climática añadirá la responsabilidad de coordinar el combate contra los incendios, que hasta ahora era competencia del Ministerio de Administración Interna, que continuará dirigido por Eduardo Cabrita. Siguen también Graça Fonseca, en Cultura, y João Cravinho, en Defensa.  

Los ascensos

Una de las sorpresas del nuevo Ejecutivo es el nombramiento de la anterior secretaria de Estado de Turismo, Ana Mendes Godinho, como ministra de Trabajo, Seguridad Social y Solidaridad. Mendes tendrá ahora que negociar con los sindicatos que prometen salir a la calle si no mejoran las condiciones laborales y el salario mínimo interprofesional. Alexandra Leitão también ha sido premiada con un ministerio, el de Modernización del Estado, una difícil tarea. Completan el gobierno, María do Ceu Albuquerque, con la cartera de Agricultura, Ricardo Serrão Santos, Mar, Ana Abrunhosa, Cohesión Territorial y Nelson de Souza, Planeamiento.

Comentarios

Costa apuesta por sus fieles para afrontar una legislatura incierta