Sánchez, en su discurso de investidura: «No se va a romper España. No se va a romper la Constitución»

Francisco Balado Fontenla
Fran Balado REDACCIÓN / LA VOZ

ACTUALIDAD

SERGIO PEREZ | REUTERS

El candidato socialista ha admitido que la alianza de Gobierno con Podemos no era su primera opción, pero que se trata de «la mejor solución que puede lograrse bajo las circunstancias de aquí y de ahora». Así te contamos la maratoniana jornada en el Congreso

05 ene 2020 . Actualizado a las 00:41 h.

«Buenos días. No se va romper España. No se va a romper la Constitución. Aquí lo que se va a romper es el bloqueo al Gobierno progresista». Estas fueron las primeras palabras, ayer, del discurso que Pedro Sánchez dirigió al Congreso en la apertura del debate de investidura. Este domingo, víspera del día de Reyes, a las nueve de la mañana se retoma la sesión, con la previsión de que a las 14 horas se produzca una primera votación que salvo sorpresa mayúscula, no le saldrá al candidato. Será a la segunda, el martes, y con mayoría simple de un solo voto en principio cuando el socialista pueda volver a la Moncloa. ¿Por qué es así? Continúa la lectura. 

Ayer, antes de exponer las líneas maestras del programa de Gobierno de coalición, el candidato socialista buscó un cierre de filas de su partido, agradeciendo la confianza de sus bases y de sus dirigentes, lanzándose a hacer un breve repaso por sus 140 años de historia.

Aunque no logró detallar en qué consiste exactamente su pacto con ERC, Sánchez llamó a hacer un reseteo en Cataluña. «Sabemos que los sentimintos no se imponen ni se prohíben. «Propongo a esta cámara recomenzar», y garantizó que la salida al laberinto será «dentro de la Constitución» a través del «perfeccionamiento del mejor modelo que ha tenido España: el modelo autonómico».