China y Japón refuerzan las medidas de seguridad ante el repunte de contagios

El Gobierno chino retoma las cuarentenas y Wuhan registra cuatro muertos más

Un hombre lleva en hombros a una niña en la ciudad china de Wuhan
Un hombre lleva en hombros a una niña en la ciudad china de Wuhan

redacción / la voz

El sudeste asiático es la prueba evidente de que, ante el coronavirus, no se puede bajar la guardia. El punto del planeta en el que se inició la pandemia y que ya hace tiempo que dejó de figurar en los primeros puestos del ránking de países con más contagios, está retomando e intensificando las medidas de seguridad ante la constatación de nuevos positivos y de cuatro muertos más en Wuhan, la ciudad desde la que se expandió el virus al resto del mundo. En consecuencia, el levantamiento de las medidas de control deberá esperar. Las autoridades orientales decidieron reforzarlas e intensificar los aislamientos de la población ante el temor de que el coronavirus esté lejos de ser dominado.

Hace días que China teme la llegada de nuevos casos del exterior, y ahora lo confirma. El jueves registró 29 nuevos positivos por coronavirus en personas que llegaron del extranjero. Los llamados casos importados se elevan a 870. Desde el inicio de la pandemia se han registrado en China 81.620 positivos confirmados y se han detectado 710.985 contactos cercanos a ellos, de los que 19.533 siguen en observación médica. Los fallecidos, hasta la fecha, se elevan a 3.322.

Las autoridades acordaron, además, poner en cuarentena el condado de Henan, en el centro del país, ante la aparición de cuatro nuevos contagios. Tres médicos de la zona dieron positivo, lo que ha generado el temor a una nueva oleada de infecciones en un área en la que viven unas 600.000 personas.

En el punto de mira está siempre Wuhan, diana de la pandemia. En las últimas horas se registraron cuatro muertos más, por lo que las autoridades les pidieron a los residentes que se mantengan vigilantes y no abandonen sus casas, lo que parece contradecir los mensajes de los últimos días en los que se aseguraba que la pandemia se estaba controlando. De hecho, el pasado 12 de marzo, el Gobierno chino dijo que el pico de transmisiones en el país asiático había llegado a su fin. De momento, y si estos nuevos casos no obligan a dar marcha atrás, está previsto que el 8 de abril se levante la cuarentena en la ciudad que se ha hecho tristemente famosa en todo el mundo.

Hay una prueba evidente de que China sigue alerta. El Gobierno ha endurecido los requisitos para exportar material, un negocio lucrativo para muchas empresas. Como prueba, una denuncia llegada desde Francia, que asegura que los compradores de material sanitario americanos mercadean en el propio aeropuerto y pagan hasta tres o cuatro veces más en metálico para conseguir que el vuelo con el cargamento acabe desviado a Estados Unidos. El ministro de Sanidad galo, Olivier Véran, reconoció hace días que no se puede asegurar que un pedido está cerrado hasta que el avión aterriza en suelo francés.

Día de duelo nacional

Hoy está previsto que China celebre un día de duelo nacional por sus víctimas. A las 10.00 horas, los ciudadanos de todo el país están convocados a guardar tres minutos de silencio en memoria de los fallecidos, mientras que las alarmas antiaéreas y las bocinas de los automóviles, trenes y barcos sonarán en señal de duelo.

Tampoco Japón baja la guardia. El refuerzo de las medidas de control, sobre todo en Tokio, donde ayer se contabilizaron 89 contagios más, es un síntoma de que las autoridades gubernamentales no piensan relajar las medidas de control, ante el temor de que se colapse el sistema sanitario. De hecho, el Ministerio de Salud pidió a los gobiernos locales que se preparen para tratar a las personas con síntomas leves en sus propios hogares o en hoteles habilitados a tal fin, y así reservar las camas de los hospitales para los pacientes más graves.

Hasta el pasado jueves, Japón contabilizó 3.329 casos y 74 muertes, de los que 1.230 se dieron a conocer en la última semana. Tokio, donde ayer se confirmaron 89 casos más, aglutina la cuarta parte de los infectados en el archipiélago asiático.

Comentarios

China y Japón refuerzan las medidas de seguridad ante el repunte de contagios