El Gobierno insiste en la mutualización de la deuda: «Si Europa no está a la altura de las circunstancias, lo lamentará»

La ministra de Hacienda insiste en la necesidad de que la UE ofrezca una respuesta homogénea y generosa a la crisis del coronavirus


Mientras los países del norte siguen enrocados en su postura en contra de los coronabonos, España insiste. Y el Gobierno manda a Bruselas mensajes bastante categóricos. «Si Europa no está a la altura de las circunstancias, lo lamentará», sentenció este lunes la portavoz del Gobierno y ministra de Hacienda, María Jesús Montero. El Ejecutivo, aseguró, considera que Europa tiene que dar una respuesta a la altura de lo que ha sido esta pandemia en la que se pueda mutualizar parte de la deuda: «Cualquier instrumento que permita mutualizar parte de la deuda nos parece adecuado», sentenció la ministra, para añadir: «Hay que dar una respuesta homogénea y hay que hacerlo de forma generosa, ocupándonos de los problemas de los europeos». 

Tal y como explicó Montero, el Gobierno defiende la importancia de compartir en el conjunto de la Unión Europea la situación dramática que están viviendo los países miembro: «Y habrá que hacerlo a través de diferentes fórmulas. Para nosotros ha sido muy importante el impulso al Plan Marshall, un plan extraordinario de inversiones que permita revitalizar los tejidos productivos de los países que más están sufriendo esta pandemia».

Y, en caso de que la postura de los países del norte siga inamovible, dice Montero que el Gobierno seguirá intentando lograr el acuerdo. «España es un país plenamente europeísta. Creemos que Europa tiene que dar una respuesta unitaria, tiene que ser fuerte ante la reconfiguración que vendrá después de que pase la ola del tsunami que ha supuesto el coronavirus, porque vendrán dificultades y tensiones comerciales entre ls distintas partes del mundo. Los ciudadanos, las empresas y el Gobierno necesitan a Europa», sentenció la ministra. Y si el acuerdo no llega, «el Gobierno seguirá intentándolo hasta la extenuación»: «Nuestro proyecto de país pasa por Europa y seremos los primeros interesados en construir una gran alianza».

Sobre cantidades, Montero no ha querido poner ninguna cifra sobre la mesa: «Hasta que no conozcamos la intensidad de esta crisis, de los gastos que afrontemos los Estados miembros,. hasta entonces, hasta que tengamos todos los elementos no sabremos la cantidad que podrá aliviar ese fondo a los distintos países. Pero tendrá que estar en relación con la caída de ingresos real y que no sea una cantidad anecdótica». 

Alemania reitera su rechazo a los coronabonos pero se muestra abierta a buscar una solución «constructiva»

El Gobierno teutón se muestra dispuesto a dar una «respuesta solidaria a esta crisis»

Los teutones cierran filas. El Gobierno alemán reiteró una vez más su rechazo a mutualizar la deuda. Se niegan a emitir títulos de deuda común para que los países del Viejo Continente financien las consecuencias de la pandemia del coronavirus. Los conocidos como coronabonos no son una opción para los de Merkel. Eso sí, conscientes de las llamadas de socorro de sus socios del sur, los alemanes se mostraron abiertos a buscar una solución «constructiva» a partir de las propuestas formuladas por los ministros de Finanzas. «Nuestra posición no ha cambiado. En muchos análisis se han mostrado las dificultades jurídicas de los eurobonos y otra vez podemos remitir a ello», sentenció este lunes el portavoz del Gobierno alemán, Steffen Seibert.

Sin embargo, tanto Seibert como el portavoz de Finanzas, Dennis Kohlberg, aseguraron que Alemania tendrá un papel constructivo en la búsqueda de una solución a partir de las propuestas de los ministros de Finanzas y en el marco del presupuesto de la UE. «Alemania está dispuesta a desempeñar un papel constructivo, queremos dar una respuesta solidaria a esta crisis. Los ministros de Finanzas han hecho una serie de propuestas que hay que llevar a la práctica», dijo Kohlberg.

Al ser preguntado directamente sobre la propuesta española de crear un fondo de deuda perpetua de 1,2 billones de euros para otorgar subvenciones a los estados más afectados, Seibert, directamente, se negó a hacer comentarios. «No creo que como portavoz del Gobierno alemán me corresponda comentar propuestas individuales a pocos días de la teleconferencia de los jefes de Gobierno», dijo.

Tampoco Merkel ha dado su brazo a torcer. La canciller instó a buscar mecanismos comunitarios para ayudar a los países de la Unión Europea más afectados. Pero esos mecanismos, aseguró, deben estar dentro de los actuales tratados, descartando así implícitamente opciones como la de poner en marcha los coronabonos. Merkel indicó en rueda de prensa que cualquier solución que «no esté dentro de los tratados» implicaría la elaboración de un nuevo texto comunitario que llevaría «dos o tres años», cuando las ayudas se precisan de manera inmediata. La canciller subrayó no obstante que «Alemania quiere ser y será solidaria» en estos momentos de crisis, a la vez que agregó: «Me duele casi tener que repetirlo».

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

El Gobierno insiste en la mutualización de la deuda: «Si Europa no está a la altura de las circunstancias, lo lamentará»