El Congreso aprueba la comisión sobre el covid-19 sin acuerdo sobre sus fines

El PP propone que Ana Pastor presida el órgano que estará formado por 41 diputados

Ana Pastor fue propuesta por Casado para presidir la comisión. En la foto, en un desayuno informativo en noviembre
Ana Pastor fue propuesta por Casado para presidir la comisión. En la foto, en un desayuno informativo en noviembre

Madrid / La Voz

El Congreso aprobó ayer por unanimidad la puesta en marcha de la comisión no permanente para la recuperación económica y social tras la pandemia del covid-19, que comenzará a funcionar la próxima semana. Pero ese fue prácticamente el único acuerdo alcanzado entre los grupos políticos, dado que no hay pacto ni sobre la presidencia del órgano parlamentario ni sobre sus objetivos. El PSOE considera que el fin último debe ser firmar grandes acuerdos en materia económica y social, pero sin examinar la gestión del Ejecutivo, mientras que el PP plantea que acudan a declarar los máximos responsables políticos y sanitarios para rendir cuentas sobre las decisiones que han tomado.

En cuanto al formato de los temas a tratar, PSOE y Unidas Podemos plantean que la comisión se organice en cuatro bloques: reforzamiento de la sanidad pública; reactivación de la economía y modernización del modelo productivo; fortalecimiento de los sistemas de protección social, de los cuidados y mejora del sistema fiscal y posición de España ante la UE. El PP, sin embargo, sigue defendiendo que, al margen de esos apartados, se aborde otro sobre «libertades públicas» en las que, según su portavoz, Cayetana Álvarez de Toledo, se ha producido un «retroceso inquietante» porque «en nombre del estado de alarma se están atropellando libertades públicas en muchos ámbitos». La comisión estará formada por 46 diputados y su dictamen deberá presentarse en el mes de junio ante el pleno del Congreso, aunque esa fecha es prorrogable. Antes de este jueves, los grupos deberán comunicar quiénes serán sus representantes. 

Sánchez exige unidad política

La primera decisión será designar a la presidenta de la comisión, cargo para el que el PP propuso ayer a la ex presidenta del Congreso y actual vicepresidenta, Ana Pastor, aunque fuentes socialistas aseguran que ese puesto recaerá en el PSOE. Según el líder popular, Pablo Casado, la idoneidad de Pastor para el cargo se basa en su experiencia como presidenta del Congreso, como ministra de Sanidad que ya gestionó la pandemia del SARS y como titular de Fomento.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, instó a todas las fuerzas políticas a alcanzar en esta comisión del Congreso y en los parlamentos autonómicos grandes acuerdos políticos para la reconstrucción «que trasciendan quién gobierne». «Lo que quiero fuera lo quiero dentro», señaló, en referencia a la unidad de acción frente a la pandemia en Europa que está exigiendo España. Sánchez rechazó de plano, sin embargo, que para alcanzar ese pacto se le exija romper la coalición con Unidas Podemos. «Si uno quiere pactar, en lo que tiene que centrarse es en las políticas, no en estigmatizar a un partido». Recordó que el PSOE ha tenido la mano en los territorios en los que no gobierna sin exigir la ruptura de gobiernos de coalición en distintas comunidades.

La Mesa del Senado trasladó ayer al Congreso la petición por parte del Partido Aragonés de que la comisión para la reconstrucción tras el covid-19 sea mixta e incluya a parlamentarios de ambas cámaras, pero el PP considera que el Senado ya cuenta con un foro específico que es la Comisión General de las Comunidades Autónomas, por lo que no es necesario que en la que se va a constituir en el Congreso participe la cámara alta.

Cuatro presidentes participarán en la Comisión de las Autonomías, a la que no irá Feijoo 

Isabel Díaz Ayuso (Madrid), Alfonso Fernández Mañueco (Castilla y León), Fernando López Miras (Murcia) y Miguel Ángel Revilla (Cantabria) serán los únicos presidentes autonómicos que acudan mañana al Senado para debatir con el Gobierno central en la Comisión General de las Comunidades Autónomas sobre la gestión de la crisis del coronavirus. Asistirá también el presidente de la ciudad autónoma de Ceuta, Juan Jesús Vivas. Por parte de la Xunta, el representante en la comisión será el vicepresidente del Ejecutivo autonómico, Alfonso Rueda. Al foro de debate en el Senado, cuya convocatoria se aprobó con el voto en contra del PSOE, no acudirá ninguno de los presidentes autonómicos socialistas, que delegarán la asistencia en sus consejeros de Presidencia o de Sanidad. 

Sánchez delega en Darias

Por parte de la Generalitat de Cataluña, asistirá a la comisión la consejera de Presidencia, Meritxell Budó, mientras que el portavoz del Gobierno vasco, Josu Erkoreka, será el encargado de abrir la sesión en el Senado, en la que la participación se ordenará en función de la antigüedad de sus respectivos estatutos. A pesar de que varios grupos de la oposición reclamaron que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, compareciera ante la comisión para debatir con los representantes de las autonomías, en su lugar lo hará la ministra de Política Territorial y Función Pública, Carolina Darias. Ese cambio es el que provocó que Núñez Feijoo decidiera finalmente no acudir a la Comisión General de las Autonomías en el Senado.

Comentarios

El Congreso aprueba la comisión sobre el covid-19 sin acuerdo sobre sus fines