EE.UU. envía una flota al mar de Barents por primera vez desde la Guerra Fría

Cuatro buques de guerra estadounidenses y un británico bordearán la costa de Rusia, después de semanas de tensión

El destructor Donald Cook es uno de los cuatro buques estadounidenses desplegados
El destructor Donald Cook es uno de los cuatro buques estadounidenses desplegados

Estados Unidos ha desplegado cuatro barcos de la Marina en el mar de Barents, que bordea el noroeste de la costa rusa, por primera vez desde la Guerra Fría para realizar «operaciones de seguridad marítima» sobre el Círculo Polar Ártico. A los tres destructores estadounidenses Donald Cook, Porter y Roosevelt, respaldados por el buque de apoyo de combate rápido Supply, se une la de la Armada Real Británica Kent, informa las Fuerzas Navales de EE.UU. en Europa.

En un comunicado, el Pentágono explicó qu el objetivo es «afirmar la libertad de navegación y demostrar una integración perfecta entre los aliados». «En estos tiempos difíciles, es más importante que nunca mantener estable la constante de operaciones en el teatro europeo, a la vez que se toman medidas prudentes para proteger la salud de nuestras fuerzas», expuso la vicealmierante Lisa Franchetti, comandante de la Sexta Flota de EE.UU., cuyo cuartel general está en Nápoles (Italia).

Los barcos del Ejercito estadounidense no habían surcado estas aguas desde mediados de la década de 1980, todavía en época de la Guerra Fría con la Unión Soviética.

El Kremlin, informado

La Armada señala que el ministro de Defensa de Rusia, Serguéi Shoigú, fue notificado de la llegada de los navíos el pasado 1 de mayo. «La notificación se realizó en un esfuerzo por evitar percepciones erróneas, reducir el riesgo y evitar una escalada involuntaria», han trasladado las Fuerzas Navales de Estados Unidos.

La operación en el mar de Barents se inicia después de semanas de tensión entre los militares de EE.UU. y Rusia. 

A mediados de abril, la Sexta Flota estadounidense afirmó que un caza ruso SU-35 interceptó a uno de sus aviones de vigilancia en el espacio aéreo internacional sobre el Mediterráneo, algo que calificó de «inseguro» pues supuestamente la nave rusa realizó una peligrosa maniobra a alta velocidad.

Pero este no fue un incidente aislado, en varías ocasiones entre marzo y abril, el Ejercito del Aire de EE.UU. interceptó a aeronaves rusas entrando en el espacio aéreo del estado de Alaska.

Comentarios

EE.UU. envía una flota al mar de Barents por primera vez desde la Guerra Fría