El ex primer ministro francés Fillon, condenado a cinco años de cárcel por emplear de forma fraudulenta a su familia

El semanario satírico «Le Canard Enchainé» reveló en el 2017 que la esposa y dos de sus hijos cobraron de fondos públicos como asistentes sin desempeñar esos cargos


Redacción

El ex primer ministro de Francia François Fillon ha sido condenado este lunes a cinco años de cárcel y a diez de inhabilitación para cargo público por el escándalo de los empleos ficticios, que habría tenido como beneficiaria a su mujer, Pénélope, condenada a su vez a tres años de prisión.

El escándalo truncó en el 2017 las aspiraciones electorales de Fillon, entonces candidato al Elíseo. La revista 'Canard Enchainé' reveló entonces que, cuando era diputado de la Asamblea Nacional, el dirigente conservador había contratado como ayudante a su esposa, que había ingresado cientos de miles de euros, informa Europa Press.

Un tribunal de París ha declarado a la pareja culpable de los delitos que se le imputaban, entre ellos el desvío de fondos públicos, y ha dictaminado para el antiguo primer ministro una pena de cinco años de cárcel, de los cuales tendrá que pasar dos entre rejas. Además, deberá pagar 375.000 euros de multa y no podrá optar a un cargo público durante una década, si bien Fillon ya permanecía ajeno a la política.

Por su parte, su mujer ha sido sentenciada tres años de cárcel --si bien no tendrá que entrar en prisión por quedar en suspenso la aplicación de la pena-- y a una multa equivalente a la de su marido. Además, el matrimonio deberá reembolsar otros 401.000 euros, equivalente a los contratos fraudulentos.

El escándalo se desató en enero del 2017, cuando el semanario satírico «Le Canard Enchainé» reveló que Penelope y dos de sus hijos, que no fueron juzgados, habían estado empleados con fondos públicos como asistentes sin desempeñar esos cargos, informa Efe.

Fillon, jefe de Gobierno de Nicolas Sarkozy entre el 2007 y el 2012, era el candidato favorito para las presidenciales galas de mayo del 2017 hasta la publicación de esa información, según la cual tuvo bajo su cargo con fondos públicos a su mujer entre 1998 y 2002 y de 2012 a 2013, y a dos hijos de 2005 a 2007.

Su defensa solicitó el pasado martes la reapertura de la vista oral de este juicio por presunta malversación de fondos después de que la exjefa de la Fiscalía Nacional Financiera Eliane Houlette denunciara presiones de sus superiores durante la instrucción.

Si la sala hubiera aceptado reabrir el debate el proceso podría haber sido pospuesto meses, pero su petición no fue contemplada y el veredicto se pronunció apenas media hora después del inicio de la sesión, en la que los tres acusados comparecieron con gesto serio.

El juicio de este bautizado como «Penelopegate», por el que se desviaron en total de forma directa o indirecta más de 1,5 millones, comenzó el 26 de febrero y durante el mismo Penelope Fillon no pudo aportar pruebas concretas de su trabajo, alegando que hacía tareas diversas, como ocuparse de su correo u organizarle la agenda.

Comentarios

El ex primer ministro francés Fillon, condenado a cinco años de cárcel por emplear de forma fraudulenta a su familia