Air Europa atisba su salvación: un rescate público

El Gobierno ultima un acuerdo con la firma para declararla «estratégica» e inyectarle capital


redacción / la voz

Pérdidas de entre 300 y 400 millones de euros. Es la factura que le ha pasado la pandemia a la aerolínea Air Europa. El apagón de las redes de transporte durante el confinamiento y el escaso flujo de turistas en la temporada estival han puesto a la compañía que preside Juan José Hidalgo en una situación extremadamente delicada.

Para evitar su quiebra, el Ministerio de Transportes ultima un rescate con dinero público, según confirmaron fuentes del mismo a El País. La idea es mantener la respiración asistida a la firma del grupo Globalia para que pueda seguir volando. Y para ello, el departamento que dirige el ministro José Luis Ábalos está dispuesto a declarar el carácter «estratégico» de la aerolínea, un requisito indispensable para poder acceder a las ayudas del fondo de apoyo a la solvencia de empresas estratégicas, gestionado por la SEPI. La hucha habilitada por el Ejecutivo cuenta con 10.000 millones de euros, pero todavía no ha trascendido el volumen de capital que el Gobierno estaría dispuesto a inyectar a la aerolínea.

Las autoridades de Transporte y Globalia ultiman las negociaciones para dejar el acuerdo cerrado lo antes posible. Las conversaciones están condicionadas -como ya le ocurrió a la alemana Lufthansa- por el pliego de requisitos. La participación estatal, la cesión de mercado a la competencia o los compromisos en torno al mantenimiento de líneas operativas y puestos de trabajo son algunos de los puntos sobre los que Bruselas exigió poner énfasis a la hora de extender, de forma extraordinaria y temporal, ayudas de Estado.

Venta a Iberia

En el horizonte todavía está pendiente la venta de Air Europa a Iberia (grupo IAG). La compañía española de bandera no quiere precipitar la operación hasta conocer la letra pequeña de rescate y las condiciones de adquisición. También deberá recibir luz verde una vez que se articulen salvaguardas para evitar situaciones de monopolio en el mercado aéreo español.

El Gobierno negocia el rescate del grupo turístico Globalia, pero sin entrar en el capital de la compañía

La Voz

La empresa, a la que pertenecen Air Europa y Halcón Viajes, descarta la compra de acciones por parte del Estado, porque la máxima condición de los dueños es mantener la propiedad del capital

El Gobierno negocia las condiciones para lanzar un balón de oxígeno a la maltrecha Globalia, El grupo turístico, al que pertenecen Air Europa y Halcón Viajes, negocia con el Ejecutivo de Sánchez una ayuda económica para reforzar su solvencia tras la crisis generada por la pandemia del coronavirus. Eso sí, el auxilio no traería consigo una entrada del Estado en el capital de la empresa.

El fondo de rescate creado por el Ejecutivo y dotado con 10.000 millones de euros serviría para hacer llegar a Globalia, propietaria también de la cadena de hoteles Be Live, esa ayuda, cuyo importe está aún pendiente de concretar. La compra de acciones de Globalia por parte del Estado está descartada, porque la condición máxima del grupo familiar es mantener la propiedad del capital, según avanzó El Confidencial, con lo que la ayuda tendría que llegar mediante otra fórmula.

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Air Europa atisba su salvación: un rescate público