La Comisión Europea admite que los test de antígenos los hagan farmacéuticos formados

El ministro de Sanidad supedita la autorización a que cada comunidad presente un plan detallado

En cinco concellos de Ourense los test de antígenos se hacen en las farmacias desde el mes pasado
En cinco concellos de Ourense los test de antígenos se hacen en las farmacias desde el mes pasado

La realización de test de antígenos en las farmacias, como ya ocurre en Francia desde la semana pasada, se ha convertido en el último caballo de batalla científico, pero sobre todo político, en la lucha contra el coronavirus. Algunas comunidades como Madrid y Cataluña lo piden, los farmacéuticos se ofrecen, el colectivo de enfermería lo rechaza, los laboratorios avisan del peligro, los hosteleros reclaman que se acepte y la Comisión Europea acaba de decir que sí lo recomienda pero con personal debidamente formado.

El ministro de Sanidad, en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud que se celebró ayer en Extremadura, acabó cediendo aunque con muchísimos matices. Se abre a esta posibilidad pero exige que si alguna comunidad decide hacerlo presente un plan detallado: «Que nos hagan saber exactamente qué quieren hacer y cómo lo quieren hacer. Qué tipos de test quieren realizar desde estos establecimientos de farmacia y con qué personal y con qué medidas de seguridad. Si va a haber o no, en función del test, circuitos separados como los hay en la red hospitalaria y en la red de atención primaria».

Interpreta que la recomendación de la Comisión Europea, que incide sobre todo en la coordinación entre Estados, valida la estrategia de testeo y refuerza la idea de que las pruebas de antígenos «pueden ser muy útiles si se usan adecuadamente y para unos propósitos específicos», porque «enfatiza que tiene que ser realizada por personal sanitario de acuerdo con las instrucciones del fabricante. No son test de autodiagnóstico».

Niega, por tanto, que hayan cambiado de parecer, solo que por un «criterio de prudencia y de respecto institucional mínimo» acceden a que «quien tenga un plan concreto que nos lo presente y lo analizaremos».

La Comisión Europea, en su recomendación emitida también ayer, recordaba que los resultados clínicos de los test de antígenos aún «no son óptimos» y que existen pocos datos sobre su eficacia en pacientes asintomáticos e incidía en que «deben ser realizados por personal sanitario formado». Sin embargo, también admite que «podrá ser necesario formar a otros operadores adicionadores aparte del personal sanitario», con lo que daría cabida a los farmacéuticos.

Madrid los quiere «hoy mismo», Extemadura ni se lo plantea

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha convertido los test de antígenos en el factor diferencial de la respuesta madrileña a la epidemia, con lo que recurrió por carta a la UE para lograr el respaldo que no le da el Gobierno. De ahí que ayer su vicepresidente, Ignacio Aguado, interpretase la recomendación europea como un aval. «Una vez más Europa nos vuelve a dar la razón. Espero que el Gobierno de España nos autorice hoy mismo a realizar estos test en las farmacias. En cambio, el consejero de Sanidad de Extremadura ni se lo plantea porque considera que son «para usar en personas que presentan síntomas en los primeros cinco días» y no tiene sentido malgastarlos en cribados masivos.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

La Comisión Europea admite que los test de antígenos los hagan farmacéuticos formados